Yaoi Emotion

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Historia
Año 2.016, la actualidad. Muchas veces las personas habían imaginado como sería el mundo en un futuro, que novedades serían capaces de ir viendo con el tiempo y como iría evolucionando la raza humana. Muchos de ellos incluso habían pensando que con el avance de la tecnología y la ciencia y si alguna vez sería posible que los humanos fuesen algo más que eso. ¿Pero y si todo esto ya fuese una realidad? ¿Y si la ciudad por la noche tomase un aspecto diferente al habitual? Si deseas conocer más acerca de este mundo extraño y diferente no dudes en visitar la pequeña pero viva Ciudad Scarlatta.
Novedades
00.00
Foro reformado y re-abierto! Esperemos que nuestros usuarios disfruten con este nuevo estilo

00.00
Normas Actualizadas. Debido a la reforma del foro las normas han sido actualizadas, os pedimos que paséis a verlas de nuevo.

00.00
Nueva Mini-Sección. Reconocimientos! Que esperamos que pronto se pueda actualizar con la ayuda de todos.
Reconocimientos
Nombre apellido
Mejor Uke
Nombre apellido
Mejor Seme
Nombre apellido
PJ más activo
Últimos temas
» Zorrito -ID-
Dom Abr 30, 2017 10:09 pm por Kotaro

» REGLAS GENERALES
Dom Feb 19, 2017 9:02 pm por Dashiell

» Haruya nagumo
Lun Ene 09, 2017 9:33 pm por Youji

» Ritsuka Aoyagi
Dom Nov 06, 2016 10:48 pm por Ritsuka Aoyagi

» Que los pecados y los vicios te guien [Diony ID]
Lun Oct 03, 2016 7:46 pm por Youji

» Nishinoya [ID]
Lun Sep 26, 2016 6:24 pm por Youji

» Nos volvemos a encontrar [Privd]
Miér Sep 07, 2016 6:29 pm por Ashram

» Tu esclavo [Privado]
Mar Sep 06, 2016 3:11 pm por Benio/Kisshou

» { Héroe, villano, victima ∾♥ }
Sáb Sep 03, 2016 2:33 am por Joris Jurgen

Afiliados

Élite 22/40
The Afterlife Oblivion
Créditos
Skin hecho por Hardrock de The Captain Knows Best. Se le agradece a los creadores de códigos de Savage Themes. Emotion Yaoi esta bajo la protección de Creative Commons cualquier edición, texto o historia, pertenece a sus respectivos dueños, en el caso de cualquier plagio, tanto de diseño como cualquier otro tipo, será denunciado, garantizando de este modo la seguridad del foro y la de sus miembros. El diseño del foro está realizado por el staff, y las imágenes pertenecen a ZeroChan, a Danbooru y a DeviantArt.

*** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

*** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Vie Abr 15, 2011 1:11 pm

Thierry

Por parejas de laboratorio les habian hecho ir a la ciudad para realizar un estudio de los problemas que azotaban a los ciudadanos medios en materia de transportes, energía y alimentación, siendo ellos una de las parejas a los que les toco los transportes públicos.

Debían utilizarlos todos en esa salida y presentar un trabajo conjunto de analisis y propuestas de mejoras, así que allí estaban esperando al metro como dos ciudadanos de a pie más

- ... Nunca he ido en metro...- comentó por romper la gélidad frialdad del rubio.


Dominique

En las clases ya pronto les mandaron pruebas prácticas de recogida de datos en información, no todo era teoría y horas de laboratorio, estaba todo organizado de modo que las mentes inquietas no pudieran aburrirse por saturación de estar encerrados entre cuatro paredes.

El tema de la prueba en verdad no tenía mucho a ver con los estudios de Dominique pero como se iban a tocar todos los campos pues no tenia más remedio que hacerla...viajar todo el día en transporte público..no era algo que hubiera hecho jamás.

Salio del lugar junto a Thierry ya que iban por las parejas, las establecidas..que casualidad que en el sorteo hubieran salido ellos dos..parecía que el mundo lo mandaba una y otra vez con él a pesar de su negativa...así que ahí estaban, esperando el primer lugar donde subirse: el metro.

- Yo tampoco... -Fue toda su respuesta a ese intento de sociabilizar... era demasiado frío quizá con el menor pero pensaba que era lo mejor, realmente no había obtenido una satisfaccion por lo pasado, no habian hablado de verdad sobre ello..pero tampoco quería-. Será un día largo...


Thierry

...- no respondió más pues no le dejó opción. Estaba un poco decaído, de hecho no se sentía demasiado bien desde el desayuno, aunque reconocía los síntomas, solo eran algunos efectos secundarios de usar sus compuestos aún sin perfeccionar en él mismo- .... Ahí viene...- comentó lo obvio y adelantó una mano para permitirle el paso a Dominique sin que nadie pudiera empujarlo para subir.

El vagón en esa estación estaba bastante vacío pero no habia asientos libres así que tuvieron que moverse a uno de los huecos cerca de la pared y sostenerse de las barras.

-... Pues no es para tanto, quizás hay pocos asientos, pero es espacioso, no veo que critican tanto...


Dominique

Siguió con la vista al frente y cerró un tanto los ojos, cada día era una dura prueba para el rubio, pasar tantas horas a su lado no ayudaba a su firme proposito de cerrar esa cajita que se había abierto de nuevo... no, y fingir esa frialdad, cortantes respuestas, apenas darle conversación, le costaba mucho más de lo que parecía, incluso se habia borrado esa sonrisa, aunque el otro creyera que era por su enojo, en verdad era por el dolor que le causaba tener que negarle con tanta fuerza.

- Eso veo... -dijo simplemente y cuando tuvo la puerta frente a si y el otro hizo espacio, subió, acomodandose junto a la ventana en aquel rincón y elevando un brazo para cogerse a la barra-. Será cuestión de aguantar hasta el fin del recorrido...-. Alegó con la cabeza ladeada hacia la ventana aunque en el subterráneo... poco paisaje vería...


Thierry

Respuestas escuetas le dejaban claro que la conversación no era necesaria para el proyecto así que apoyo la boca en su bíceps y giró el rostro para observar el vagón y recabar más datos, podía sentir su temperatura subir, estaba afiebrado, pero sabía que lo llevaría bien, no era la primera vez ni sería la última de aquellas sensaciones. De vez en cuando desviaba la vista a Dominique, observaba y comparaba sus recuerdos con ese hombre que tenia junto a él, que dormía en su misma habitación aunque siempre procuraba regresar a ella cuando Tití ya estaba metido en la cama negandole cualquier posibilidad de charla antes de dormir. Era duro estar tan cerca de él y a la vez tan lejos, no saber como acercarse, como recuperar su amistad, saber que se guardaba algo muy profundo y no quería revelárselo, a él que siempre le habia contado todo lo que se alojaba en su corazón, a él que le habia confesado su miedo a los ratones, que le habia contado que una chica mayor le habia robado el primer beso, al que tantas veces le habia contado que no entendia a las chicas que se reian cuando pasaba y que lo necesitaba tanto, que sin él era como si se sintiera desnudo e inseguro, que sólo era fuerte cuando podia protegerlo a el

- Primera parada...- comentó abriendo los ojos al ver entrar ese aluvión de gente que se apretó y los arrastró, y tuvo que poner ambas manos en la pared para no acabar aplastando a Dominique- ¿Pero qué...?- gruñó mirando por encima del hombro como la gente se apiñaba en ese vagón


Dominique

Pareció que el ser meramente cortante en cuanto a conversacion se trataba dio sus resultados pues Thierry dejo de tratar de mantener una conversación, para él era mejor en silencio, no escuchar esa voz grave tan cerca de él porque le nublaba el sentido, su voz ya desde pekeño le habia gustado pero entonces ni por asomo tenia ese tono y modulación de ahora que podría hacer caer a cualquiera a sus pies... por eso no deseaba oirlo, por qué con él ya tenia mucho ganado entre comillas y cuantas menos debilidades estuvieran en la lista mejor.

Era por ello que todas las noches apuraba al máximo el tiempo que permanecía con Vlad para así llegar y que el menor ya estuviera durmiendo... era rara la ocasión en que ambos estaban un rato en la habitación juntos. Esquivó su mirada también en todo momento dispuesto a centrarse únicamente en el proyecto del día, observar todo sin más para hacer el informe a la noche, en su bolsillo llevaba su grabadora por si acaso decidía dejar de voz las impresiones, un breve comentario para más tarde desarrollarlo. Solo le miró cuando mencionó la primera parada... y sus ojos se abrieron de golpe cuando un aluvión de gente entró llenando el vagón, pero aún se podía estar.

- Mmm... bueno... creo que ha subido algo de gente... se está menos cómodo ahora...- aunque en verdad a ellos no les había afectado aún en demasia. Miro la hora... mucho tiempo aún por delante..queria huir... quería alejarse de él.


Thierry

Se acomodó como pudo para no agobiar demasiado al rubio, pero ya no pudo recupar su sitio en la barra así que mantuvo sus brazos en la pared a ambos lados de él, confiando en su equilibrio y en que el metro no hiciera frenadas muy brusca. Su respiración se aceleró un poco por la fiebre, pues el aumento de personas habia elevado la tempretaura y le costaba respirar un poco, pero nada exagerado, simplemente un poco más fuerte cerca del oido de Dominique, captando por esa cercania el perfume del rubio, no puedo evitar cerrar los ojos un poco. Seguía oliendo igual a cuando eran pequeños, a camomila y manzanilla, lo que su madre usaba para que su cabello brillara de esa forma. Recordaba los fines de semana que habian pasado echando la siesta cerca del lago, con Dominique contra su pecho y su cabello contra su nariz, se sentia tan bien entonces, tan feliz...


Dominique

Dejó escapar el aire suave cuando el moreno tuvo que reacomodarse de nuevo pues en el empuje de los pasajeros habia perdido su lugar así que para no perder costumbre acabó parapetado por él, le incomodaba mucho estar con él por que era tenerlo tan cerca que le hacia tener que luchar demasiado consigo mismo, tragó saliva pues se le había resecado un tanto la boca de contener casi la respiración... no, lo mismo podría decirse del moreno, que estaba respirando fuerte cerca de su oído.

- Esto empieza a ser incómodo...- Comentó cruzando los brazos sobre el pecho, como poniendo una barrera más por si acaso...aunque no pudo evitar recordar los veranos... sí, los veranos de su infancia cuando salian a jugar al lago que había cerca de la casa de los viñedos de Thierry... corrían y corrían y cuando se cansaban se dejaban caer al suelo entre risas y entonces... él se acomodaba en su pecho y se dormía ahi... en ese mismo torso que ahora estaba cerca de él, más amplio y fuerte obviamente en el que seguro estaría igual de protegido que entonces, rodeado por sus brazos... No se dio cuenta pero se sonrojó levemente. Solo salió de su ensoñación por una curva fuerte del metro qué los sacudió a todos y si o si le echó a Thierry encima, quedando él contra el cristal.


Thierry

No esperaba aquella curva pronunciada, bueno, ni él ni los que tenia tras él pues le mpujaron lo suficiente para que sus brazos cedieran y acabara con los codos apoyados en la pared y su cuerpo sobre el de su compañero.

- ...Cht... perdona..- jadeó intentando no aplastarlo pero si bien le pudo privar de su peso, no logró romper del todo el contacto de sus cuerpos, pues realmente detrás suya tenia el peso de las espaldas de dos voluminosos agentes de ventas-... Ya se...por qué la gente se queja del metro..- intentó bromear, pero lo cierto es que Dominique tenia razón, aquello empezaba a ser muy incómodo, estar tan pegado a él, su cuerpo febril comenzaba a anhelar la frescura de su piel, de sus manos cuidando de él- "Por Dios...¿En qué estoy pensando?"- se regañó mentalmente, al parecer la fiebre le estaba afectando mas de lo que creía.
avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Vie Abr 15, 2011 7:45 pm

Dominique

Cuando Titi acabo encima suya dejo escapar un quejido suave de molestia ya que no era solo su peso lo que le cayo encima, si no tambien el de dos mas y no precisamente finos..aunque el menor hizo bastante de parapeto para evitarle lo peor..siempre preocupándose por él. Se disculpo y pronto dejo de sentir ese aplastamiento, aunque no de sentir su fuerte cuerpo contra el suyo..

- Si pasan cosas como estas..mas de una persona acabara con moretones...-

Dijo tambien apoyando ese detalle de la mala publicidad del metro y solo habia sido una parada y una curva pronunciada que hizo colear al metro. El rubio apenas le miro fugazmente, lo bueno que al ser mas bajo no podia verle el rostro bien ahora mismo al estar pegados, con ese leve roce de sus cuerpos..le dio la impresion de que Thierry tenia una temperatura mas elevada de lo que deberia..pero lo achaco al calor que hacia alli dentro, pues el mismo estaba sintiendolo tambien..¿por que era eso, no?, el calor provocado por tanta gente alli y no la cercania de un cuerpo que sabia bien que deseaba desde hace mucho y que ahora aun ...se vetó los pensamientos a si mismo y resoplo.


Thierry

-.... compadezco a los que tienen que coger esta cosa cada día...-

Susurró un poco pijo para que iba a negarlo, no era mucho de transporte pública, su familia tenia dinero y chófer que siempre le habia llevado a todas partes, cuando se sacó el carnet tuvo el suyo propio, un Peugeot 207 cc, que aún esperaba le hicieran llegar desde Francia para no tener que usar definitivamente aquellos transportes.


Dominique

- Para algo se invento el coche..-

Aunque él no tenia carnet, siempre le habian llevado, tenia su propio auto y chofer..vamos los dos algo pijitos alli metidos, aunque ahora no habia echo venir a su chofe ni nada por que de todas Vlad tenia coche, un estupendo mercedes clase E en color plata, asi que tenia quien le llevara. Llegaron a la siguiente parada y fue como otro aluvión de gente..sin apenas bajar nadie..


Thierry

-... quizás... aumentando el número de vagones y clasificándolos por paradas...-

Intentó que se centraran en el proyecto mientras su respiración se aceleraba un poco mas por el esfuerzo, acariciando con su caliente aliento su cabello, sintiendo que los empujaban mas, así que rodeo la cintura de Dominique con una mano pues lo desplazaron hacia el lado, quedando ya de lleno en una de las ventanas y Dominique de espaldas a el, aunque trataba de mantener las distancias al final fue imposible y acabo perfectamente acoplado a su espalda, siendo consciente de lo bien que encajaban.

- ... por Dios... cuantas paradas son?.- Preguntó rozando su oído con su nariz.


Dominique

- Si..creo que esa podría ser una salida viable..o también hacer algo mas grandes los vagones..estoy seguro que mediante los billetes se puede sacar una media de las personas que van a cada zona y así con ello hacer un promedio de asientos y vagones y clasificarlos en función como dijiste..-

Puso a funcionar su mente si, mejor seria por que si no sus pensamientos iban una y otra vez a su cuerpo, ahora estaban cara a cara y lo tenia demasiado cerca. Pero con la nueva entrada de gente acabaron desplazados y el de espaldas...con Thierry bien pegado a ella..completando cada curva de su cuerpo con el suyo..como piezas perfectas de un puzzle..apoyó las manos en el cristal.

- No..lo se..creo..creo que 6 o así esta línea...- Ese roce le hizo estremecerse un poco, no podía controlar lo que sentía con él tan cerca, así que miro hacia abajo y tomo aire.


Thierry

- Lo que yo no entiendo...- siguió hablándole al oído con una mano en la pared y otra en su cintura por si les daban mas empujones no perder a su amigo.- es como una sociedad... como la japonesa... que se saluda de lejos... y donde el respeto y la distancia social es tan importante...- hablaba entrecortado por la fiebre y el calor del lugar, lo único bueno de aquello es que Dominique olía realmente bien y eso le daba un poco de alivio a aquel horrible trayecto-... el metro sea el transporte mas utilizado en detrimento del bus y el taxi.-

Dominique

Cerro los ojos cuando le hablo al oído, dejando que su voz se perdiera en su mente, siguiendo el hilo de sus palabras pero mas que nada quedándose con ese tono entrecortado, seguro del calor..pero le hizo pensar en otras cosas al estar tan juntos, con su mano sujetándole de la cintura..deseaba romper ese contacto ya..era demasiado..no lo podía soportar.

- Quizá..deberíamos..hacer una encuesta..- El también tenia calor y busco la forma de abrir esa ventanilla, pero sus manos nerviosas no atinaban en absoluto, además al moverse rozo mas contra el cuerpo del moreno y se mordió el labio para acallar un suspiro.- Creo..que llega otra parada..-


Thierry

-..una encuesta...- Suspiró moviendo sus cabellos sin querer al acariciar con su aliento su oído-... espera a que veamos como es ir en bus y taxi y puede que nos la ahorremos...-

Su interés científico no andaba muy encaminado a mejorar la vida cotidiana de la gente corriente, realmente y por mucho que sus padres querían que buscara algo como la cura del cáncer o del sida para que ganara el premio Nóbel, su obsesión era la mejora artificial del su propio cuerpo, y ni siquiera para meritos deportivos, sacando la esgrima, Thierry no era aficionado a los deportes, todo lo que deseaba era crear el compuesto definitivo que lo convirtiera en el guardaespaldas perfecto, ESA era toda su ambición.

La gente volvió a entrar y un nuevo aluvión de empujones les hizo moverse el uno contra el otro de forma que Thierry tuvo que cerrar los ojos y morderse el labio inferior, su cuerpo afiebrado estaba sensible y tanto roce le estaba haciendo entrar en un calor que no tenia que ver con su malestar-".... no serás capaz de ponerte duro??"- Se regaño a si mismo, se moriría si lo hacia, no quería que Dominique pensara que era uno de esos malditos pervertidos de los que hablaban en los documentales.


Dominique

Y aun quedaban mas paradas..eso se estaba haciendo realmente insoportable.

- No puede ser peor k esto...-

Murmuro pero la verdad su mayor tortura era estar tan pegado al hombre que amaba, su cuerpo reaccionaba a pesar de que él trataba por todos los medios de alejarle.
Mas restregones en aquel rincón contra la ventana..esa mano que se deslizo de forma involuntaria hacia su torso y bajo rauda al darse cuenta de donde había sido desplazada. Acabo apoyando la frente en el cristal y se aparto el cabello, le daba calor, obvio que al hacer esto lo lanzo sobre Thierry, dejando que su perfume invadiera sus sentidos en una leve brisa.

- Hace demasiado calor..creo que también deberían llevar un control sobre el aire acondicionado a partir de una temperatura superior a los 24 grados...por que aquí harán ahora lo menos 30...- O eso creía él.


Thierry

Su cabello le acaricio al moverlo llenándolo de su perfume. Realmente comenzaba a dudar de su sexualidad, vale que Dominique distaba mucho de parecer un hombre, pero el sabia y palpaba que lo era así que... todas esas sensaciones que empezaba a provocarle su cercanía... por mucho que pudiera culpar a la fiebre... sencillamente no eran normales...

- El volumen de personas excede la capacidad del acondicionamiento...-

Respondió científico y su mano abrió la ventana que antes Dominique desistió de formar, con facilidad, de base era bastante fuerte, su cuerpo se había desarrollado muy bien y no había dejado la esgrima, así que sus músculos estaban tonificados. Su mirada se desvío de Dominique, intentó interesarse por algún pasajero de su mismo sexo, pero alrededor no tenían mas que asiáticos poco agraciados así que... pocos datos iba a sacar favorables de aquellas dudas, y Dominique era un elemento desestabilizante. No sabia si le atraía porque mentalmente le parecía una mujer... o porque sabia que era un hombre.


Dominique

- Lo excede en demasía creo yo..es inhumano hacer viajar a la gente apiñados como rebaño..-

Comentó algo serio y en tono altivo de "yo no merezco ir así", alzó la mirada cuando sintió un leve alivio en su calor por una pequeña corriente de aire, ahora estaba fuera del subterráneo, iban por unos raíles elevados al paso de la carretera...se veían los coches y todas esas bicis..otro transporte a tomar en cuenta en Japón muy popularizado...

- Gracias..-

Respondió quedó por abrirle la ventana, demostrando una vez mas esa fuerza que él tenia..cerro los ojos con fuerza pues deseó ser estrechado por sus brazos. Necesitaba salir de allí de inmediato por que su corazón comenzó a latir mas rápido.
En la siguiente para hubo un ligero cambio aunque subió gente, bajo bastante.

- Ya..queda menos..Pero desde luego tiene mucho que solucionar en cuestión de espacio y clima interior..- Se abanicó, estaba por marearse y ya no sabia si por esos roces o por que..


Thierry

Estaba de acuerdo con el, aquello necesitaba realmente una mejora, era mas parecido a los transportes de ganado que a un servicio para la sociedad, al sentir menos presión al bajar gente se enderezo un poco, para librar a Dominique de su asfixiante calor

-... he oído que... suele haber muchos pervertidos sueltos en este tipo de transportes...- le susurro al oído -... aprovechan estas cercanías para tocar a las jovencitas y los jovencitos.. y rozarse contra ellos...


Dominique

Suspiro aliviado cuando dejo de sentirlo tan presionado contra su propio cuerpo..estaba ya al borde de los nervios y por lo pronto se manifestaría con mal humor..si..por que no podía dar rienda suelta a sus deseos, por que cualquier acercamiento de ese tipo con el moreno estaba prohibido, seria una tortura para él también..pero solo tenia que aguantar unos meses y se acabaría, cada uno por su lado y ya..no caería estrepitosamente por esas cosas..estaba muy dolido con él, no debía olvidar eso jamás. Dio un respingo cuando oyó ese comentario.

- Eso..a que viene Thierry?..entonces se contará como una desventaja..si además favorece a los acosadores..- Miró de reojo las manos del moreno..aunque estaba seguro que el otro no haría algo así.
avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Dom Abr 17, 2011 12:27 pm

Thierry

- ¿Como que a qué viene?- pregunta alzando una ceja, inclinándose sobre su hombro para mirarlo, porque era muy desagradable hablarle a su coronilla por hermoso que tuviera el pelo- Me he documentado antes de venir, remarcaba ese dato porque según los estudios realizados en el tema, en japón, el 90% de esos acosos no se denuncian, al parecer los chicos no son capaces de alzar la voz cuando le hacen algo así. Me parece muy difícil de entender- dijo indignado en su alma de caballero- Es decir ¿Tú te quedarías quieto si un desconocido te deslizara la mano en el bolsillo para tocarle..."ahí"?- preguntó no queriendo dar a entender que el que lo tocara otro hombre le diera asco, pero... hablaban de pervertidos, eso hasta a los que eran como Dominique les debería dar asco ¿no?

Dominique


¡Mon Dieu! Estaba tan exaltado con el tenerlo tan cerca que esa pregunta y comentario le había hecho hacer otra pregunta fuera de lugar quizás, se dio cuenta cuando Thierry preguntó que a qué venia y le dio una pequeña charla sobre las estadísticas de abusos en ese tipo de transporte en aquel país.

Bueno la verdad es que si era asqueroso que alguien te sobara de esa forma...y "ahi" como decia el menor

- ¡Por supuesto que no me quedaría quieto!... Si lo hace alguien le retorcería el brazo... o le golpearía y por su bien que no viniera de esgrima con mi florete... por qué le grabaria la P de pervertido en el pecho...- Dijo firme viendo que llegaban a otra parada y en esa de nuevo otro montón de gente empujando... así que al rincón otra vez pero esta vez por malas casualidades de la vida cayó al suelo, bueno quedó de rodillas y se le complicó el levantarse cuando el cuerpo de Thierry se le vino encima dejándole cierta zona peligrosamente cerca de su cara... ¡¡¿Por qué a él?!!.


Thierry


Sonrió al oír a su valiente princesa relatar lo que le haría a cualquier pervertido que intentara tocarla mal. Su vista se ennegreció un poco por la fiebre, sufriendo un tenue mareo justo cuando llegaban a otra parada así que al ser empujados perdió esa cintura que sostenía y vio caer a la princesa, pero no pudo agacharse a ayudarla porque tuvo que usar todas sus fuerzas para evitar aplastarle la cabeza con sus caderas, sonrojándose fuerte por donde quedó su rostro y sintiendo un desconcertante hormigueo en el estómago y bajo vientre por aquella situación. Aprisionados en el metro y ella/él de rodillas frente a...- "Por Dios, es un hombre, mi mejor amigo... y yo soy un caballero ¿Qué mierda estoy pensando?"- se regañó cerrando los ojos y obligando a su cabeza a centrarse
- D-dominique...¿te encuentras bien? ¿puedes levantarte?


Dominique

Con los empujones de la gente se espero en cualquier momento que acabara dándole en la cara... así que de forma refleja puso sus manos en sus caderas para sujetarle y al menos si por lo que sea el menor no podía, sujetarle él antes de que la situación fuera ya extremadamente vergonzosa para ambos..bueno..quizás solo para Thierry en el sentido de que él no era homo..¿no?..por qué para Domi una pose así no significaría mayor escándalo, el escándalo lo ponia estar en el metro con tanta gente, sin embargo por unos segundos abrio sus claros ojos y los fijo en esa zona... imaginando lo que había detras de esa tela.

- "No..no..no pienses..recuerda..te rechazo..no merece que fantasees con él"- y entonces oyo su voz preguntandole como estaba y si podia levantarse-. Estoy bien...pero no..- Procuró que no le temblara la voz, pero lo cierto era que no podia moverse sin acabar dandose una buena rozada con él debido a la gente acumulada alli dentro.


Thierry

- "¡No! ¿como qué no?!"- Estuvo a punto de gritarle cuando sintió sus manos en sus caderas, así que desvió la vista a un lado, su temperatura elevada lo hacia jadear, ¡Por Dios!, cualquiera que los viera iba a pensar que se la estaba...-Dominique, has... un esfuerzo, no puedes quedarte ahí...- dijo apurado, ese no era lugar para una princesa, ni para un chico, ni para nadie, intento hacer hueco para que pudiera levantarse pero llegaron a una curva más peso cayó sobre su espalda haciendo que sus caderas avanzaran contra el otro y sintiera su rostro justo ahí, no lo pudo evitar, algo crecía en su pantalón y se sintió tan avergonzado que moriría-... ¡Pe-perdón, perdón!- se disculpó azorado intentando apartarse.

Dominique

¡Por todos los diablos..!¿Qué se creía?¿ Qué al él le gustaba estar ahí?
No, no era plato de buen gusto estar de rodillas frente a sus partes íntimas, con las manos en sus caderas y encima creía oír que por alguna razon parecia estar jadeando..a todos los efectos aquella situación parecia una de esas obscenidades que ocurrían en los metros japoneses, ademas que..¡era él!

- ¿¡Crees que me hace gracia estar aquí abajo!?..- protestó sin duda alguna y se iba a tratar de levantar cuando vio el hueco hecho por el otro pero una curva traicionera le tomo por sorpresa y mucho mas-...- sus ojos se abrieron de par en par, no pudo ni sujetarlo él como habia previsto, sus caderas se vinieron a su cara..más bien..su..su entrepierna acabo en su cara. Aguantó hasta la respiración, de tan nervioso que se puso de notar su intimidad , pues precisamente esos uniformes no eran de tela gruesa y dura, que creyó que le daba un ataque. El menor se disculpó azorado y a la vez que trataba de apartarse, el rubio le empujaba también- ¡Quitate!..¡quitate ya!..- pero al hablar provocó un leve roce al estar en tan estrecho contacto.


Thierry

-¡Eso trato!- espetó a las órdenes del otro empujando hacia atrás con toda la fuerza que tenia cuando ese roce le hizo estremecer- Aah..-un leve gemido escapó vergonzosamente de sus labios y de verdad pensó que la fiebre acabaría haciendo colapsar sus sistema al sumársele el calor de la vergüenza- ¡Dominique! ¡No te muevas mas!- le espetó alterado pero sin alzar la voz, pues no quería que todo el vagón se
girara a mirar, así que solo uso toda su fuerza e hizo hueco, luego cazando el brazo del chico lo alzó y lo pegó a su cuerpo, de frente, rodeando su cintura y dejándose vencer de nuevo por la masa, logró apoyar el codo en la pared de metal, no podía más se sentía fatal, afiebrado y desconcertado por las reacciones de su cuerpo-... Lo siento...- susurró contra su oído-... No es lo que crees.. creo que tengo fiebre... yo.. no quería.. no controlo...mi cuerpo..


Dominique

Un momento..eso que habia oido..¿Había sido un gemido?..No, esperaba que no, no podia ser que Thierry hubiera gemido por ese roce de sus labios contra su sexo..le ordenó no moverse más y se quedó muy quieto, él de igual forma se encontraba acalorado..incluso creia que tambien algo excitado. Por fin Titi se hizo hueco y le alzó de una jalada, rodeando su cintura y siendo de inmediato de nuevo aplastados por todos. Quedó de frente, pegado a su pecho y su mirada se perdió indecisa por ahí, ahora juraría notar..que..que Thierry estaba..Su voz sonó en su oído, una disculpa, se disculpaba alegando que no era lo que pensaba, así que ya daba por hecho que el rubio creía que estaba duro..alego tener fiebre y poco control de su cuerpo..pero la verdad Domi no queria pensar en nada de eso.

- Esta bien..olvidalo..no voy a pensar nada de ti. Ya lo tengo todo claro-. Sin embargo sus delicadas manos se aferraron a su uniforme...y otra parada y mas gente..solo estaban a una del final.


Thierry

Sus palabras le dolieron, y sintió que sus ojos se humedecían levemente, no hacia más que equivocarse con Dominique, parecía que por cada acercamiento retrocedía cuatro pasos y aumentaba más su desprecio por él. El no poder hablar de lo que sentía con nadie le hizo sentir en ese momento terriblemente solo y derrotado, y se aferró involuntariamente a la espalda de la chaqueta del otro. No quería ponerse a llorar, no quería perder la dignidad frente a él, que lo despreciara por completo, si quería volver a ser su caballero debía ser un hombre y guardarse ese dolor y esa soledad dentro, para él.


Dominique

Por supuesto que tendría alguna buena explicación para eso..no iba a ser que por un casual le hubiera gustado esa situación no, por supuesto, estaba malo y su cuerpo indispuesto actuaba a su forma. Qué descaro poder pensar que él..se enrabió mas, tocar ese tema referente al moreno era hacerle arder de rabia. Sintió su agarre pero aun así no dijo nada, el silencio se hizo de nuevo y no pensaba ser el que lo rompiera. Más curvas, empujones y al final la última parada...ese viaje había sido revelador si, pero para Domi más en otros términos.

- Fin de trayecto...-Dijo seco cuando el vagón se vació, empujándole sin ser brusco pero rompiendo el contacto para escabullirse sin mirarle hacia el anden.



Thierry

Un silencio tensó se formó entre ellos pero no era capaz articular palabra, temía que su voz temblara por la vergüenza, no sabia cómo iba a mirarlo a la cara después de aquello, por lo que intento que los empujones provocaran el menor rozamiento posible, dejándole zafarse de él en cuanto estuvieron desahogados, así que le dejo salir antes mientras él suspiraba y trataba de calmarse, se limpió los ojos y buscó en su bolsillos los lentes de sol, de esos un poco macarras aunque fueran de marca, pues cubrían todo sus ojos como si de un antifaz se tratase

- Voy a por una botella de agua...¿Quieres un refresco antes de subir al bus?
avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Dom Abr 17, 2011 9:55 pm

Dominique

Nada mas salir fuera del metro respiro hondo, sus mejillas estaba sofocadas por todo el trayecto, el calor de la gente y d lo que había pasado, pero bueno, lo mejor seria olvidar esa experiencia, no tenia cuenta hacerse ánimos con ella en absoluto, ya le había dejado claro el asunto. No tardo en tenerlo al lado, se había puesto las gafas, apenas si le miro

- Otra para mi por favor..estoy sediento..- Pidió en ese tono frío apenas dirigiéndole una leve mirada.


Thierry

-Hai...- susurro apenas y se encamino hacia las maquina expendedoras, deteniéndose un instante en una columna cuando todo se le puso negro y perdió algo de pie.- ...cht... debería haber tomado los tiempos... que inoportuno...- susurro para sí jadeante antes de enderezarse y seguir caminando hacia las maquinas. Podría sacarse esa fiebre si se inyectaba el compuesto que lo convertía en pirokinetico por unas horas, pero tendría que faltar a clase al día siguiente pues los efectos secundarios de ese estaban muy lejos de una simple fiebre.- ... pero quiero estar bien con Dominique...- se debatió a si mismo echando las monedas en la maquina, su debate interior era grande, todo aquello lo hacia por Dominique, si cuando estaba con el no daba la talla...¿de que servia todo su sufrimiento. -... debo estar bien para el...- se dijo metiéndose la mano en el bolsillo, haciendo rodar el pequeño inyector entre sus dedos.

Dominique

Lo dejo alejarse en busca de las aguas, se dio un poco de aire con la mano y camino unos pasos para relajar sus nervios, sus taconcitos se dejaron oír en el piso y al final fue a apoyarse contra una columna, desde ahí veía al moreno, estaba apoyado en otra columna..Sucedia algo?, estuvo por ir pero se movió, así que lo dejo estar, estaría mareado como él por el calor. Se cruzo de brazos y desvío la mirada hacia otro lugar. Cuando quiso darse cuenta un japonés con pinta baboso estaba delante d él, mirándole. Le retiro la mirada d igual forma a ver su se largaba.
avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Lun Abr 18, 2011 5:23 pm

Thierry

Aún debatía consigo mismo el uso del compuesto, tomando las latas frías y colocándoselas en la frente a ver si así descendía la temperatura, cuando al mirar hacia Dominique para vigilar que estuviera bien vió a un tipo, enorme, observándolo y sus ojos se rajaron, en cuanto el tipo decidió echar a andar hasta Dominique se apresuró a llegar junto a él, interponiéndose y tapando al rubio con su ancha espalda justo cuando el otro estiraba la mano para ponerla en la columna donde estaba la Princesa

- ¿Le puedo ayudar en algo?- preguntó mirándolo desafiante, con una lata en cada mano y la respiración un tanto alterada.


Dominique

Estaba inquieto, no le gustaba sentirse observado por tipos como ese... se le escamaba la piel y le daban malas sensaciones, pero bueno, mientras estuviera lejos no podía decirle absolutamente nada, otra cosa seria si se acercaba..lástima no traer su florete, pero en esa época no se podía andar con un arma de ese tipo por la calle, esos siglos habían pasado.

Siglos que por cierto eran los preferidos del rubio, estaba muy fascinado sobre todo con el siglo XVIII. Todo eso le llevo a una pequeña ensoñación salida del baúl de los recuerdos, una que tuvo hace mucho cuando era pequeño, quizá por llamarle tanto Princesa llegó a verse en esa época, siendo mujer..sí..con esos preciosos vestidos y a su caballero pretendiéndola..Sacudió la cabeza, nunca había deseado ser mujer..y cuando volvió a la realidad delante suya tenia la ancha espalda de Thierry delante, haciendo de muro con el japonés baboso que ahora le decía que solo se acercaba a hablar con él.

Thierry

- La princesa ya esta comprometida- le dijo a aquella mole que lo miró burlonamente por su forma de hablar y luego lo miró de arriba a abajo preguntándole si era su novio o qué a lo que Titi se removió y luego bajo la cabeza- ... No... Él es un chico...- esa frase volvió a escapar de sus labios y entonces sintió como lo apartaban de un empujón y se iba al suelo, por culpa de su febril estado, oyendo al otro decir, que entonces viniera su novio a pedirle cuentas, y en cuanto esa mano se cerró entorno a la muñeca de Dominique, Thierry sintió arder la sangre y dejó las latas caer, llevándose la mano al bolsillo saco uno de los inyectores y se lo clavó en la muñeca, levantándose, no dio más aviso, se acercó al tipo y le encajó un derechazo que lo hizo retroceder, atrapando a Dominique para recuperarlo y volver a colocarlo a su espalda- No soy su novio, soy su caballero y nadie la..lo tocara sin su consentimiento- le advirtó mirándolo fijo. Si volvía a acercarse a ellos, haría que su pantalón prendiera como si en gasolina andara envuelto.

Dominique

Se quedó detrás de él mirando un poco por el lado al tipo que parecía no tener muchas intenciones de irse ni aún cuando le dijo eso pues le preguntó si acaso él era su novio, Domi espero más expectante de lo que debería la respuesta de Tití... y al oirla un nuevo cubo de agua fría cayó sobre él, cerró los ojos y si acaso el que hubiera acudido en su defensa le estaba haciendo emocionarse un poco, esas simples palabras que parecia no cansarse de repetir vinieron a joderlo todo. Regresó a su actitud fria aunque no le viera, pero de golpe acabó en el suelo y él por inercia se movió para ayudarlo pero fue agarrado de la muñeca por el tipo

- Suélteme o le aseguro que...- No pudo ni terminar pues Thierry ya se había levantado y golpeó al japonés, refugiándolo de nuevo a su espalda. Suspiro al oír lo de que no era su novio y bla bla, ahora mismo solo tenía en mente ese nuevo rechazo a su condición masculina, cualquier posibilidad de que su heróico rescate le hiciera sumar punto se iba a la deriva con esas palabras. El japonés al parecer no le iban las cosas muy complicadas y tras gruñir algo que no entendió se dio la vuelta y se fue.

Dominique entonces fue a recoger las latas sacadas de la máquina y le tendió una, con ese brillo glacial en su mirada.

- Gracias..- Sin embargo le agradeció su ayuda- Vayámonos ya de una vez..le he cogido manía al metro..- Declaró, pues aparte de su estudio, había sacado en claro que Tití le negaba.


Thierry

-Hai...- susurró tomando la lata que le tendía, sus agradecimiento fue mera cortesía, no le fue difícil sentirlo y se ajustó las gafas de sol para que no le viera descender la mirada. Quizás... a Dominique le molestaba que siguiera tratándolocomo una chica, quizás quería defenderse por sí mismo, pero es que no podía evitar aquello, pensar que podían dañarlo hacía que su corazón se encogiera.

Abrió la lata y lo siguió, bebiéndola deprisa y luego echándola a uno de los contenedores amarillos, siguiéndolo a poca distancia con sumisión y en silencio, la fiebre ya había descendido, ahora ese calor formaba parte de sus habilidades pirokinéticas, se sentía mejor de salud pero no así de ánimo, busco en su cartera su pequeño bloc de anotaciones y se apoyo en la parada del bus escribiendo en él, debía dejar constancia de la hora y las circunstancias en las que se había administrado la solución, era posible que al día siguiente sufriera algún tipo de laguna mental, aunque prefería los vómitos y el dolor físico antes que las secuelas cerebrales, pero aquello era una lotería y el parecía no andar sobrado de suerte

- Pronto sera la hora del almuerzo, ¿Quieres que hagamos una pausa en la siguiente parada?- preguntó cauto.


Dominique

A pesar de no tener ni la más remota idea de donde estaban, tomó la cabecera de la marcha, abrió la lata y le dio algunos tragos, haciendo todo de forma delicada, hasta el beber.

Thierry en todo momento se quedó detrás de él..cualquiera podría pensar que parecía el perrito del rubio, detrás escoltando sus pasos. Caminó hasta que divisó una parada de bus, allí tomo asiento en un banquito que había, sin ocupar del todo y le vio sacar una libretita..Él confiaba todo a su cabeza, las libretas y demás podían perderse accidentalmente.

- Bien..ahora hay que ver..- preguntó a los que allí estaban cuanto tiempo llevaban esperando.- Llevan 5 minutos, veamos el tiempo de espera para el bus..el metro fue menos de cinco minutos, a una media de 3 entre tren y tren.. es lo único mas favorable y que llegas pronto..-Alzó la mirada hacía él cuando dijo lo de almorzar -Esta bien..tengo hambre..


Thierry

- El bus depende mucho del tráfico y del número de discapacitados al volante que se encuentre en el camino- y con discapacitados no se refería a reconocidos sino a ese montón de gente a la que les regalaban el carnet- ¿Te sigue gustando la comida hindú? creo que hay un buen restaurante en el centro, apenas tendríamos que caminar un poco para llegar desde la siguiente parada- comentó mirando hacia él con los lentes aun puestos mientras guardaba la pequeña libreta de anotaciones.

Dominique

- Cierto..entonces eso es un poco un inconveniente ya de por si..-Alegó firme dando otro sorbo a la lata, pues a él aun le quedaba, le miró de nuevo cuando mencionó su comida favorita, se acordaba aunque adoraba la carne en especial al estilo hindú- Sí..aún me gusta...me parece bien, no hay problema con caminar..- Comento buscando esos ojos que no veía..el menor se había escondido tras esas gafas..a él también le molestaba el sol, pero había olvidado sus lentes.

Thierry

Observó que al mirarlo entrecerraba sus ojos, el día era muy luminoso para ser invierno y Dominique era muy sensible a la luz por su cabello rubio, su piel blanca y sus ojos extremadamente claros, así que cuando al menos no le negó el ir a comer con él, se acercó y se sacó los lentes, ya más repuesto poniéndoselos al chico y deslizándoselos con un dedo.

- Por eso hay que protegerte, porque piensas en todo menos en ti...- susurró mirándolo de cerca antes de sonreír muy levemente y enderezarse ante la llegada del bus, tendiéndole la mano para ayudarle a subir.


Dominique

Estuvo por ponerse la mano a modo de visera mientras tuviera que mirarle hacia arriba, pero no le hizo falta cuando se inclinó sobre él, tapando ese flojo pero molesto y brillante sol. Le vio sacarse las gafas y deslizárselas a él con suavidad para cubrir sus ojos con ellas a la vez que susurraba aquello..protegerle, solo era eso, su única meta para con él en la vida, era protegerle..de verdad..¿qué esperaba aun?, esa salida de estudios estaba siendo de lo más reveladora..quizás era hora de olvidar del todo..pero si no habia podido hacerlo sin verle y dolido como estaba... ¿cómo se supone lo haría ahora compartiendo habitación y laboratorio con él? Suspiró suavemente y termino de acomodar las lentes.

- Un despiste lo tiene cualquiera..hasta los más inteligentes-. El autobús llego por fin y de forma automática se cogió a su mano, aunque..eso le hizo estremecerse un poco. Dio los últimos sorbos a la lata y la tiro a una papelera que habia allí. Pagó los dos billetes y miro al interior, esta vez divisó dos asientos libres así que camino hacia ellos y ocupó el de al lado de la ventana, ahi no pensaba que fueran a raptarlo.


Thierry

Lo miró mal cuando Dominique se le adelantó en el pago de los billetes y lo siguió por el autobús en el que al menos parecía haber menos espacio pero mas asientos libre

- Normal... esta todo el mundo apiñado en el metro...- murmuró aquella conclusión dejando que la Princesa decidiera asiento y luego ocupando el del pasillo- Es mas lento y sufre retrasos, pero al menos los asientos no dejan la cabeza a la altura de la intimidad de las personas y supongo que el conductor no realizara recogidas cuando lo lleve con exceso de viajero ¿no?- preguntó no demasiado puesto en el tema.


Dominique

No tomó en cuenta la cara que puso cuando él pago los billetes, no dejándole hacerlo a él, no tenia por que pagar todo, no era su pareja y era una tarea de clases, el dinero les seria reembolsado de nuevo, pero aun asi no pensaba dejar que pagara todo él. Guardo los billetes y una vez sentados escuchó su comentario..lo cual le trajo de nuevo la situación del metro a la mente..ese momento en el que la intimidad del menor había rozado su cara..sus mejillas tomaron un cierto color, era inevitable.

- Supongo, yo jamas fui en bus..es mi primer viaje..de todos modos eso lo veremos pronto, aunque creo que este será menos usado que el metro por los retrasos que puede ocasionar.


Thierry

No se le escapó el rubor en las blancas mejillas del chico tras su comentario, sabiendo a donde habría viajado su mente, el también se sonrojo así que desvió la vista hacia el lado contrario como si andara analizando el transporte.

- Si, tienes razón- comentó viendo que paraban y entraba bastante gente, entre ellas una muchacha joven en avanzado estado de gestación. La pobre chica se sostuvo de la barra pues todos los asientos estaban ocupados y Tití frunció el ceño al ver que los que estaban más cerca a ella, chicos sanos y saludables no tuvieron la decencia de cederle el asiento- ¡Disculpe! ¡Señorita, disculpe!- la llamó y la chica miró hacia ellos, por lo que se levantó y le hizo indicaciones de que tomara su asiento- Por favor- le solicito con una sonrisa suave y la chica le sonrió de vueltas agradecida y muy cálida, comenzando una conversación con él sobre cuando tendría el bebe.

avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Lun Abr 18, 2011 6:41 pm

Dominique

Mientras su medio sofoco por el recuerdo del metro perduró se concentró en mirar por la ventana sin darse cuenta de que el menor también había desviado su mirada hacia otro lado, solo oyó su voz mientras veía pasar rápido los escaparates y las personas que caminaban también llenando la calle. Solo volvió a mirar cuando le oyó llamar a alguien, curioso busco a ver a quien era y al ver acercarse a la chica embarazada pensó en que si, era un gesto muy suyo cederle el asiento. Cuando ella se sentó le dedico una sonrisa de las suyas, amable y cálida y les dejó hablar sobre el bebe y demás..Ignorando esos mini celos que le daban de verlo relacionarse con otras mujeres.

Thierry

La chica reía por los comentarios de Thierry, aunque al principio el francés podría echar para atrás por su mirada dura y su gesto serio, cuando se trataba de entretener a una dama se volvía galante y no le avergonzaba dedicar algún halago poético ya fuera a sus ojos, a su sonrisa o a su cabello, jamás nada pervertido, grosero o vulgar.
A la chica le gusto tanto el carácter del chico que hasta le indico que podía tocarle la barriga y le tomo la mano para ponérsela en la tripita, justo cuando el bebe dio una patada.

- Woah, ha dado una patada!.- Exclamó fascinado y miro a Dominique.- Princesa, mira... va a ser futbolista.. Es increíble.- Dijo con ese entusiasmo que solía tener cuando algo desconocido para él llegaba a sus manos.


Dominique

Pareció que sin duda una vez mas ese talante de Thierry volvía a conquistar a una fémina, no seria la primera ni seguro la ultima que acabaría sonriéndole y riéndole todo por sus halagos ..Halagos que celaron mas al rubio, pero se lo trago todo y se mantuvo en su sitio en silencio, con esa sonrisa en sus labios, la procesión iba por dentro como se decía, no le dejaría ver nada.

Tras las gafas vio como la joven tomaba la mano de Thierry y la dejaba en su tripa, al parecer además dio una patada o eso dijo Titi emocionado mirándole y dirigiéndose a él esta vez con ese apelativo que usaba con él desde siempre.

- Oh, que bueno sin duda, eso significa que esta sano y fuerte.-Dijo en ese tono delicado y melodioso de su voz, que de igual forma lo hacían confundir con una mujer.


Thierry

La chica sonrío por el comentario de Dominique, borrando el primer gesto de sorpresa y sonrojo cuando el otro hablo con el rubio, ya que pensaba que el moreno andaba solo, no es que estuviera ligando con el tampoco, pero a nadie le sentaba mal que un chico guapo te dijera cosas galantes.

- Tócala tu - cortó el moreno ese instante entre las "señoritas" tomando la mano de Dominique y poniéndola bajo la suya se quedo esperando a que el bebe diera otra patada, pero parecía que ahora no le apetecía por lo que sus manos se quedaron entrelazadas unos pocos minutos.


Dominique

Al parecer a la joven le tomo un poco por sorpresa que el otro estuviera acompañado, no se lo tomo en cuenta, después de todo el había estado ausente por así decir en toda su conversación.
Apenas si pudieron decir mucho mas pues Titi sugirió que tocara el su vientre y antes de poder negarse a hacerlo ya le había tomado la mano, dejándola bajo la suya y haciendo que tocara esa pancita abultada que guardaba el milagro de la vida. Pero no sucedió nada..referente al bebe..

- Parece..Que ahora no desea repetirlo.- Comento como si estuviera desilusionado y decidió poner fin ya a ese roce entre sus manos, aunque en verdad deseaba mantenerlo, quería tomar su mano."Maldita sea Thierry..¿por qué me haces tener sentimientos tan contradictorios?", llegó a pensar por que con él era siempre un quiero pero no, te amo pero te odio..A veces era insoportable.


Thierry

-...- su gesto se ensombreció un poco, quería que Dominique sintiera esa patada, estaba seguro que eso le haría sonreír más sinceramente, no esa sonrisa prefabricada que tenia ahora para todo cuando quería disimular su frialdad.- Supongo que no....- Suspiro y estaba por soltarlo cuando de repente sintió el golpecito y la chica dio un respingo. - ¡ahí esta otra vez!.- río divertido, apretando la mano de su princesa sobre donde la había sentido y ahora si que el chico dio otra mas seguida.- Vaya... ¿te duele?.- le preguntó a la muchacha, que negó y se río.

Dominique

No entendía bien que buscaba el menor con aquello, pero se mantuvo quieto, no quiso a fin de cuentas retirar la mano de forma brusca, mas que nada por la chica, no deseaba que pensara que era por ella o algo así ni mucho menos. Cuando el otro dijo que suponía que no, iba ya a apartarse de nuevo pero un respingo de la chica y un ahí esta otra vez no le dejo, él apenas se entero pero Thierry volvió a apretar su mano contra ese vientre y una nueva patadita dio en su mano, esta vez si la sintió.

-Oh..- Dijo sonriendo de verdad, había sido extraño pero bonito y rio también cuando le pregunto si le dolía.


Thierry

Su mirada dejo a la chica cuando Dominique río por fin, con esa voz limpia que le recordaba, y sintió que eso le calentaba el pecho. Su mano aun la sostenía y recién se daba cuenta de la forma en la que lo tomaba y en lo agradable que era tener esa mano en la suya. No entendía muy bien que le ocurría. Aquellas sensaciones eran nuevas, es decir, eran familiares porque cuando eran pequeños iban mucho tomado de la mano y recordaba sentirse genial cuando la princesa sonreía y reía gracias a el, pero allí, en aquel momento en el que ya adultos volvían a vivir esos momentos, se sentían... sustancialmente distintos.. Porque Dominique era un chico... pero para el... era como si eso no cambiara en absoluto sus ensoñaciones. Cada vez sentía más curiosidad hacia esos sentimientos y quería compartir esas dudas con el, pero entonces el autobús se detuvo, su parada.- Justo ahora...- Musitó desviando la vista a esa luz encendida.

Dominique

Sus ojos tras las gafas miraron una vez mas esas manos que aun se mantenían así sobre el vientre de la chica, cogidas, una sobre la otra, tantas veces en el pasado había sido sostenido por esa mano, ya fuera mientras corrían, paseaban o si le ayudaba a levantarse o subir a algún sitio, es mano fuerte que estaba ahí para él..Cuando el otro creía que era una dama..Considero que iba siendo hora de soltarse de ese agarre, volver a poner distancia entre ellos y además para reforzar, el bus llegaba a su parada, la excusa perfecta.

- Y aquí bajamos nosotros..- Dijo con suavidad a la chica, alzándose para salir al pasillo. La joven se movió al asiento que había dejado Dominique.


Thierry

- Que pase un buen día.- Susurró despidiéndose de la señorita que los despidió con la mano y luego siguió rápido a Dominique, que cuando quería podía ser rápido como el viento, saliendo tras el observo alrededor haciendo memoria de los sitios que había ojeado para llevar a comer a su mejor amigo.- Es por aquí...- le indicó atrapando su mano de nuevo antes de que se alejara más y lo llevó un par de calles hasta el restaurante hindú sobre el que se había documentado. Era un sitio para altos ejecutivos y gente de pasta, es decir.. Para pijos como ellos.

Dominique

Se despidió de igual forma de la señorita con una sonrisa y le deseo que le fuera bien con el bebe antes de salir rápido hacia la puerta, seguido de Thierry en todo momento, no le dio tiempo de ver la sonrisita de la joven al mirarlos.

- Ah?..- Iba a seguir a la suya cuando le atrapo de nuevo de la mano y por alguna extraña razón se dejo llevar así el par de calles, sin duda extraña esa sensación d ir de su mano a todas partes..Era gracioso cuando el era el mayor..Pero bueno, nunca en verdad lo había parecido a simple vista. Se detuvieron frente a un restaurante hindú que se vea bastante elegante.

- Entremos - Dijo soltándose ya, demasiada concesión. Un nativo de la tierra les recibió y tras confirmar que deseaban mesa para dos, les pregunto si fumadores o no. La respuesta era obvia, así que los llevo al salón de no fumadores. Todo estaba ricamente ambientado, sedas y pañuelos de colores, arcos en las entradas, estatuas de elefantes...y sus dioses, un delicioso olor a comida especiada..Se le empezó a antojar curry también. Los condujo a una mesa en un apartado y tranquilo rincón.


Thierry

Como buen restaurante hindú que se preciase, los zapatos se dejaron en una zona habilitada para ello y se las sustituyeron por una babuchas de un solo uso, pues se las dieron incluso en la bolsa sellada, así que se las pusieron para andar por las alfombras hasta la mesa baja donde los cómodos cojines sustituían a las sillas normales. Esperaba, que demostrar que recordaba las cosas que le gustaban le dejara claro que no le había olvidado en ningún momento, que su falta fue la confianza de un niño que se creía todo lo que le decían sus padres.
avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Mar Abr 19, 2011 4:12 pm

Dominique

Las babuchas que les habían dado al menos eran bastante suaves y cómodas, sus pies eran realmente delicados, como todo él a decir verdad por lo que agradeció que no fueran de esas mas tiesas que esparto que te dejaban los pies para el arrastre. Al llegar a la mesa se acomodó en el suelo pero en una pose quizá bastante femenina pues se sentó dejando las piernas recogidas a un lado de su cuerpo. Por el momento estaría más cómodo así que sentado en forma india, cuando se cansara ya cambiaría de posición, ademas acomodó bien los cojines de su lado para poder estar lo más a gusto posible. Se quito las gafas y las dejó en la mesita en un lado donde no molestasen y no se pudieran manchar o estropear.

Se quedó unos segundos mirando al moreno, era de elogiar por su parte recordar aun todos esos detalles, pero la verdad seguía sin comprender por qué. No estaba interesado en el rubio, había desaparecido de su vida sin más... bueno, para que darle vueltas. La explicación era lógica, eran mentes privilegiadas por lo que recordar cosas como esa no era nada complicado igual que él recordaba que al menor no le gustaba el curry con todas sus especias por poner un ejemplo sobre el tema.

- ¿Qué vas a pedirte...?


Thierry

Miraba la carta con interés ya que tenia que ir leyendo bien los platos, el curry no le gustaba, le caía super mal, aunque todo lo que llevara demasiadas especias lo hacia pero bueno, por Dominique se comía la ruta de las especias si era necesaria

- Creo que pediré pilaff y pakoras....- comentó cerrando la carta y luego mirándolo- y muucha agua- rió levemente.


Dominique

Él también echó un ojo a la carta a ver que variedades ofrecía aquel restaurante y más o menos ya vio lo que le apetecía tomar apenas la abrió, el cordero de las carnes que mas le gustaban.

- Yo pediré un rogan Josh....[b]- Cordero troceado al curry así ya lo comía todo-[b] Y de beber..supongo que agua también.-Rió un poco más relajado por eso del muuucha agua que dijo Tití...sabia que hacia un esfuerzo comiendo allí por él- Ya después miraremos los postres..



Thierry

- Que sea algo muy frío- rió cuando le dijo que mirarían los postres más tardes y cuando el mesero llego hicieron el pedido y luego apoyo los codos en la mesa- ... aún me sorprende con lo delicado que eres para todo, el estómago de hierro que tienes...- le dijo en una sonrisa mientras sus manos no podían evitar jugar con las servilletas de papel y acabar creando una rosa de papiroflexia- ... Ahm.. para ti...- dijo deslizándola hacia el- ... aún no logro quitarme esta manía....

Dominique

- Helado entonces...es lo mas frío que tendrán..- Comentó aunque él personalmente se decantaría por algún dulce típico si podía ser pues el helado era como que algo demasiado corriente y para eso podía comprarlo en cualquier puesto, bueno cualquiera donde tuvieran pues siendo invierno no todos los lugares tenían-. Misterios de la vida..supongo..-Comento sin dar mayor importancia, pues si, las comidas especiadas o picantes eran sus favoritas, así que la hindú, la turca y la mexicana eran gastronomías que llamaban bastante su atención. Luego, por supuesto, la cocina francesa, tan exquisita para paladares selectos. Seria difícil ver al rubio metido en un McDonald comiéndose una de esas grasientas hamburguesas-. Tú, sin embargo, con todo lo fuerte que has sido y eres..no soportas más de dos especias en tu plato..- Era su contraparte a ese respecto, sus ojos se entornaron un tanto, aspirando las esencias que quemaban, ese aroma a incienso y escuchando la música de ambiente..solo volvió a mirar a Tití cuando le dijo "Para ti"..esos iris azules como el cielo de verano se centraron en la rosa de papel que había sido desplazada hacia él por la mesa con una de las manos contrarias. La tomo y la miró, si, recordaba esa manía suya de hacer figuras con todo papel que cayera en sus manos y luego se las regalaba-. Sabes...las coleccionaba..- Dijo perdido en el pasado en ese momento, en su habitación tenia una cajita bien organizada donde estaban todas, pues jamas le dejó ver que las guardaba..lo que no le menciono es que prendió fuego a esa caja..junto a sus cartas cuando le rechazó..se había sentido tan mal, tan herido, roto..que le producía un dolor incalculable ver esos sobres que tenia atados con una típica cinta roja y esas figuritas de papiroflexia...todo ardió junto a su odio..pero no alejo el dolor..Sacudió la cabeza de nuevo-. Gracias...- la dejó a un lado en la mesa.

Thierry

- ¿En serio?- dijo parpadeando y viendo como la hacia a un lado-... mi madre se sigue poniendo negra cuando me ve hacerlas, incluso estuve visitando a un psicólogo durante todo un año, pero ya sabes como es la mente humana... cuando le da por algo... dejarlo es peor que dejar el tabaco ajaja- rió porque el no fumaba pero consideraba aquello una adicción, quizás solo era un pago por su inteligencia superior.

Les trajeron la comida y se acomodó, como siempre busco los cubiertos, aunque sabia que allí casi todo se comía con las manos no se acostumbraba.


Dominique

-Si...¿por qué iba a decírtelo si no fuera verdad?..- Alegó a secas ante su pregunta que parecía expresar una incredulidad o sorpresa, le vio parpadear un par de veces por ello.-[b] Tu madre se ponía nerviosa por muchas cosas...- Sobre todo por todas aquellas trastadas a las que arrastraba al menor. La verdad que él así a priori no salia con alguna manía compulsiva como esa.. una temporada le dio por morderse las uñas,consiguió quitarse esa manía, otra por hacer hacer figuritas con palillos,también se le quito..y así algunas cosas más, pero todo pasajero y en la actualidad no tenia ninguna..todo seria que ahora le diera por algo dado el estado de alteración en el que se encontraba a veces..

Se retiró el cabello tras el oído para que no le molestara, era tan largo que temía meterlo dentro del plato y eso seria engorroso. Cerró los ojos al aspirar el aroma de la carne y sonrió levemente al verlo buscar los cubiertos- . Por favor....come las cosas como se deben...[b]-Le medio regaño, él no era tampoco muy de comer con las manos, pero eso se comía así y punto..


[b]Thierry


Lo miró mal cuando le casi regaño por buscar los cubiertos y lo observó todo dispuesto a meter los dedos en el plato.

- Las señoritas no comen con las manos- le dijo cuando lo vio hacer el primer avance y luego suspiró y tomo uno de las Pakoras y se inclino hacia delante para que al comerla no se manchara-. Yo aún me peleo con los palillos para comer el sushi... seguro que tú los dominas como si de un florete se tratase- tenia que admitir que Dominique siempre fue más hábil con las manos que él, el solía ser siempre muy impulsivo, un ansioso, ahí radicaba la diferencia entre ambos, cuando Tití descubria algo lo mataban las prisas por saber más, por llegar al siguiente nivel, si podía saltarse pasos y pruebas para acelerar las cosas lo hacia y eso era algo que sus profesores siempre le habían reprochado, que para él el fin justificaba los medios y nadie había logrado hacerlo cambiar, porque la única persona que lo contenía, que lo sujetaba, se la habían llevado cuando apenas tenia 9 años


Dominique

-Los hombres si..-- Dijo recordandole que él no era una señorita, por lo que no debía guardar esas apariencias, así que sin más se llevo un trozo de carne a la boca, estaba bien acercado a la mesa para no mancharse, nada le disgustaría mas que una fea mancha en su uniforme. Dominique era muy obsesivo con respecto a eso, le gustaba ir impecable, ni una arruga ni una mancha..si, era algo presumido y vanidoso para que negarlo, la imagen que ofrecías para él era importante, decía mucho de uno ver una presencia limpia y pura a ver a alguien con la camisa arrugada y suciedad bajo las uñas..- Cierto...podría ganarte peleando con ellos seguro..Un duelo de palillos.- No es complicado, es solo cogerlos bien entre los dedos correctos para hacer el juego. Enseñe a Vlad a usarlos..podría enseñarte a ti..-Dijo sin más..aunque la verdad..prefería que declinara la invitación, había sido algo meramente formal.

Thierry

...- su apreciación le hizo recordar que siempre andaba diciendo eso, que era un chico, un hombre, con lo cual todo lo que tenia predefinido para el no tenia a veces sentido aunque aun le costaba dejar de nombrarlo como ella, y no iba a dejar de llamarlo princesa pues aún no le había regañado por ello, mucho menos cuando Santa Klaus lo llamaba "petite fleur"- Eso habría que verlo cuando aprenda a manejarlos- respondió todo picoso como era al tema del duelo de palillos, y le escuchó atento cuando dijo como se usaban y que había enseñado a Vlad, eso le hizo arrugar mas el gesto`-. Enseñame entonces, no puedo ser menos que el- respondió aceptando esa propuesta, no iba a dejar que el otro lo dejara en ridículo en una cena si alguna vez salia el curso junto

Dominique

-Thierry..- Aun sin usar su diminutivo- ... ¿cuándo verás claro que la diferencia esta en que tú eres la fuerza bruta y yo la técnica, la destreza y la elegancia?...admítelo..no me ganaras nunca.-Y ese era un punto que siempre le había gustado, poder ganarle en ese terreno, en el manejo de armas de filo, Domi no tenia problemas con ningún tipo de espada, incluso había estado aprendiendo a manejar la katana ahora cuando supo que venia a Japón.

Comió un poco mas manchándose algo los dedos por lo que los introdujo en su boca y los chupó para llevarse esos restos antes de que escurrieran mas.

-...Si tu único motivo es ese ..creo que no..-Le molestaba mucho esa rivalidad en plan quiero ser mejor que Vlad..por mucho que lo superase..no iba a cambiar de idea..no iba a dejarse llevar de nuevo. No quería volver a caer estrepitosamente-. No quiero saber nada de vuestras peleas de gallos de corral..


Thierry

- ... La elegancia puede... pero lo demás esta por ver, he mejorado mucho- gruño y luego se quedó un poco tonto viéndole chuparse los dedos, no era la primera vez que lo veía comer así pero de todas formas se sintió extraño y desvió la vista para seguir comiendo. Ya no tenia fiebre, pero su cuerpo seguía teniendo sensaciones extrañas cuando Dominique hacia según qué cosas, sin duda iba a tener que
haces ese estudio de campo, no podía seguir con aquellas dudas, podía ser un problema entre ellos si no comprendía rápido lo que le pasaba a su cuerpo- ¡¿Cómo que no?!- alzó de nuevo la cabeza al oírlo-. No es mi único motivo, de verdad quiero aprender... Dominique no seas cruel...


Dominique

-Lo veremos cuando quieras, pero no olvides que yo también mejore..-la prueba estaba en los dos campeonatos nacionales que había ganado y haber quedado segundo en internacionales, aun así le hizo gracias como se picó con el asunto, seguía teniendo el mismo comportamiento de siempre. Siguió comiendo gustoso pues el cordero realmente estaba delicioso y aunque lo degustaba despacio ya iba bajando la cantidad en el plato. Dio un sorbo a su bebida para pasar un trozo, pues se atraganto sin más aunque no duro mucho-. Debo creerte?... porque desde el primer día tenia montado un duelo personal.. -Dijo calmado, Vlad por norma tenia mucha clase y aunque no la había perdido en ningún momento con respecto al otro, notaba ese pique surgido entre ambos, era muy palpable y mas aun por que él aun no le había dicho nada con respecto a Thierry.

Thierry

-...sí, ya lo oí...- casi musitó, recordaba los campeonatos que el chico había ganado, eran todas las noticias que tuvo de él en ese tiempo, pero aunque él no había abandonado la esgrima, su madre casualmente siempre encontraba algo que echaba a perder su avance en la competición, nunca había logrado pasar los regionales de su zona y siempre que había nacionales donde poder ir a reencontrarse con Dominique su madre ya había organizado un viaje que se lo impedía- No te di la enhorabuena, sigues invicto, es algo impresionante para una...- se calló, no era una chica, su mirada descendió al plato antes de que inquiera sobre sus motivos para los palillos- No nos gustamos, eso es un hecho y esto es una competición, solo puede ganar 1, pero eso no quiere decir que vaya a atacarlo con un palillo solo... no quiero hacer el ridículo si coincidimos en una cena

Dominique

-Y sabiendo eso..pretendes ganarme?..-Dijo un tanto pagado de si mismo en ese terreno...pero pronto le cambio la cara cuando tras decir sobre la enhorabuena y tal volvió a atascarse en el hecho de que iba a decir algo impresionante para una chica..ya que..no había forma con eso, pero no entendía por que una y otra vez se empeñaba en equivocarse cuando en su carta le había dejado bien claro que no lo era-. Me cuesta entender por qué aún se te escapa el denominarme como mujer..- Acabo diciendo y luego bufo al oír su explicación, que no se gustaban ya lo había notado y que competían también-. Es que si haces algo así...en fin..esta bien..te enseñare. A él no le llevo más de 3 minutos cogerle el punto, así que...-Dio un sorbo y cogió el ultimo trozo de carne que le quedaba.
avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Jue Abr 21, 2011 11:19 am

Thierry

- Por que sigues pareciendo una....- Se justificó sin mirarlo, no sabiendo si se enfadaría por aquel comentario pero era la pura verdad, sus rasgos no tenían nada de masculinos, eran finos y afilados, su piel era suave y clara, perfecta su cabello sedoso y perfumado, largo y arreglado como el de una chica, su figura era perfecta en formas, delgada y estilizada, elegante y soberbia, que quizás carecía de curvas ¿quien las necesitaba?-...- Sacudió la cabeza ante esos pensamientos, ¿que demonios le ocurría? ¿Como le había hecho semejante análisis a su mejor amiga, aun cuando fuera en realidad un chico?- "Algo va mal...".- Pensó para si revolviéndose el cabello con los ojos cerrados, volviéndole a prestar atención cuando dijo que Vlad aprendió en 3 minutos.- Yo lo lograré en 2.- Aseguró picado.

Dominique

No le dijo nada, ni lo negó ni lo afirmo, la verdad es que le daba igual parecerlo o no, no era algo que lo apurase en demasía, su único motivo para recordarlo o mencionarlo era por todo lo sucedido con Thierry, los líos a los que había llevado, de cara hacia fuera como si querían verlo como una chica travestida, de hecho mas de uno se había llevado una sorpresa en los vestuarios masculinos. Observo al que fue su mejor amigo, pareció perdido en algún tipo de pensamiento que no deseo interrumpir la verdad. Solo dio señal de abandonarlos cuando admitió que él lo haría en 2 minutos.- ¿Tanto deseas ganarle?..-

Thierry

- Ahora mismo no deseo nada mas que eso.- Respondió mirándolo a los ojos, derrotar a Vlad era su nueva meta, superarlo y demostrarle a Dominique que era mejor que él, que en su habitación podían hacer lo que quisieran, pero que de puertas para afuera nunca jamás encontraría a nadie mejor que él para protegerlo.- Te juré que te serviría hasta mi último aliento, se que me he equivocado mucho contigo... pero aún quiero cumplir esa promesa...-

Dominique

- Eso me he dado cuenta...- A fin de cuentas le conocía demasiado bien para no saberlo y no pararía hasta que lo lograra fuera como fuera...pero eso no cambiaria nada en absoluto su decision (?)- Si...eso es...protegerme...- Una nueva desilusion como cada vez que hablaba...él no queria su proteccion a secas...y debia de saberlo muy bien...de verdad que no entendia a que jugaba con él...como era capaz de decirle eso...de hacerle eso...Acabo la carne y se limpio los dedos como antes para luego beber agua.- Habra que pedir los postres...-

Thierry

Vio la desilusión en sus ojos, y cuando trato de dejar de nuevo el tema a un lado su mano se movió para atrapar la suya y con la otra tomo el mentón para que lo mirara directo a los ojos.-... ¿De verdad que no hay nada que pueda hacer para que me perdones?... Dominique... Eres el único amigo que he tenido en mi vida... nunca quise perderte...-

Dominique

Al poco de soltar su vaso su mano fue atrapada por la de Thierry, estaba algo mas calida de lo normal o eso creyó o las suyas estaban muy frías...por que la verdad ahora mismo se sentia asi con todos los cubos de agua fria que le habia echado esa mañana. De igual forma le tomo del mentón y le hizo mirarle si o si, por lo que no se resistió y le dejo ver su mirada azul ahora escondiendo lo que sentía en verdad, sonriendo de nuevo.- Olvida ya el tema...no tiene caso sacarlo una y otra vez...- No, por que solo le hacia sufrir ya que cada uno veia las cosas desde su punto de vista...lo que no sabia es que cada uno hablaba de una cosa.-...Estamos aqui...que mas quieres?..-

Thierry

-Quiero...- Se acercó a su rostro, podría parecer que iba a besarlo pero ya no volvería a hacer algo como eso, sabia que tenía novio y que además era su amigo, no más experimentos con él. Por lo que solo su frente se pego a la ajena, sosteniéndole el rostro en una caricia por la mejilla cerrando los ojos.-...quiero que tus ojos vuelvan a mirarle sin esa frialdad... quiero que volvamos a ser amigos,confidentes... quiero volver a ser tu caballero...-

Dominique

Humedeció sus labios sin darse cuenta al verlo acercarse, una reacción por inercia pero su mente tenia presente que no lo besaría ni aunque estuviera bebido...solo acabo por pegar su frente con la suya sin continuar contando lo que quería hasta estar así, acariciando su mejilla con los ojos cerrados...eso..eso era demasiado..Una tortura demasiado injusta...y mas cuando al final hizo su petición...

-...No lo se...- Fue lo que salio de sus labios, ¿como se volvía a ser amigo de la persona que amabas y te había rechazado?..Era un paso atrás y los pasos atrás eran difícil de dar.- No creo...que sea posible que todo sea como antes..me pides..demasiado..- Acabo por responder apartándose, le dolía hasta el alma de tenerlo tan cerca y no poder hacer nada mas.


Thierry

- U_U....- Bajo la cabeza y se retiro cuando se aparto de él, diciéndole que creía imposible recuperar lo que tenían.-... entonces... conozcámonos de nuevo... - Susurró alzando la vista y mirándolo a los ojos-... que haya una sola beca no quiere decir que solo tengamos que competir por ella, podemos... construir una nueva amistad...-


Dominique

Vio la cara que se le quedo a Thierry cuando le negó ese deseo y al menos no trato de retenerlo tan cerca como hasta el momento, habría acabado por ponerse brusco solo para que su corazón dejara de latir fuerte por su cercanía.

- Conocernos de nuevo?..Quieres conocer al Dominique hombre...- Dijo de forma suave sosteniendo su mirada.- Me conoces, sabes que ahora todos mis esfuerzos estan volcados ahi...- Incluso pasaria por encima de Vlad si era necesario.- No te prometo nada Thierry...te lo dije, me hiciste mucho daño...-



avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Jue Abr 21, 2011 2:20 pm

Thierry

Sí, sabia que el hecho de que solo hubiera una beca haría que académicamente fueran a muerte por sus propios intereses, igual que cuando competían en esgrima ponían todo su esfuerzo en derrotar al otro, pero eso no tenia nada que ver con su amistad, con ser su caballero, eso era la vida de ambos, lejos de las aulas, en los patios y zonas donde cualquier pudiera pensar en hacer daño a su princesa, era el que le permitiera ir pegado a sus talones allá donde fuera, era que viniera a él cuando sufriera, que le confiara a él el dolor de su corazón, que compartiera sus cargas y dejara lo más pesado en sus hombros. No le importa si las cenas y las miradas cálidas y de amor se las llevaba Vlad, aunque aun no hubiera visto eso en absoluto, solo unos besos fríos y formales, como si su relación fuera un matrimonio concertado. Sabía que Dominique no era así, o por lo menos no el Dominique que conocía, esa chica apasionada, que cerraba los ojos cuando recitaba los poemas de su libro como si tuviera delante a su príncipe. Esa voz, esos gesto... Thierry sabia como seria Dominique cuando se enamorara y no veía eso cuando estaba con Vlad. No podía... haber cambiado tanto.

-... Solo con que me dejes un resquicio abierto, Dominique, yo lucharé por tu amistad. Sabes que jamás me rindo y te resarciré todo el dolor que te cause- ya había aceptado que todo era culpa suya, si tan importante era para él no responder a sus cartas, aceptaba la culpa de no haber tenido el corazón de cumplir sus promesas y encontrarla- ... pagaré lo que haga falta.. pero ganaré tu perdón, aunque tenga que desollarme las rodillas por arrastrarme ante ti.


Dominique

En esos momentos la verdad andaba pensando en si serviría de algo decirle que no, lo conocía demasiado bien y sabia que era cabezón como él solo y bueno contando que ahora ya estaba claro que no tenia ningún interés romántico en él, pues no dejaba de repetir que era un chico, ya solo quedaba esa idea romántica del caballero andante, su defensor...aunque claro, estaba seguro que eso a Vlad no le gustaría, quizá ni que tuvieran una amistad. Desde el día del jardín y la posterior no charla con él, sabia de sobra que andaba con la mosca en la nariz como se decía con su relación con Thierry y cualquier estrechamiento de esta no pasaría inadvertido al otro y seguro no seria aprobado,..pero bueno de todas formas el ruso no mandaba en sus amistades, no en quien decidiera él confiar ni acercarse... el asunto estaba en si él deseaba de nuevo un contacto tan estrecho con el moreno dado que no había logrado olvidarle..

- Lo sé..se que jamás te rindes y que aunque te diga que no, lo harás igual así que..- Suspiró largo y tendido.. resarcir el dolor causado..eso no seria posible, ¿como se resarce un corazón de 15 años hecho añicos?- En serio te arrastrarías delante de mi?..- Sus ojos sostuvieron su mirada como si en verdad estuviera considerando esa posibilidad, lo cierto es que una parte de él deseaba verle humillarse, podía ser cruel, puede que muchos le dijeran que era excesivo para algo que sucedió en plena adolescencia suya, pero el corazón de Dominique era así..no todo era sol lo que brillaba en él, también había una incipiente oscuridad nacida de muchos años de guardarle rencor.


Thierry

Se mantuvo firme cuando relato su personalidad, la conocía bien, sabia de lo que era capaz y si algo realmente no había cambiado en todo ese tiempo había sido aquello. Su terquedad, su determinación... realmente... no había madurado en absoluto. Cuando lo miró y le hizo aquella pregunta no lo dudo ni un segundo. Si había hecho daño merecía mil veces ese daño, por supuesto que se arrastraría, haría cualquier cosa que Dominique pudiera tener a bien como castigo

- Haría cualquier cosa por recuperar tu amistad, Dominique, cualquier cosa...


Dominique:

Siguió mirándolo fijamente, con esa confirmación sus deseos de verlo así se hacían mas poderosos, pesaban mas sobre él, verlo de rodillas ante él implorando su perdón.. desde luego quien pensara que tras su delicada sonrisa y su aspecto afeminado había un ser de luz.. estaba equivocado, porque podía ser verdaderamente cruel..mas si estaba dolido

-..Aunque so no te garantizara en si mi perdón?..


Thierry

Su mirada podía traspasarle el alma y helarle el corazón pero jamás hacerlo retroceder, al contrario, era el ansia de cambiar esa mirada lo que le daba fuerzas para afrontar cualquier petición, si él lo pedía, bailaría desnudo en mitad de un congreso solo si eso le hacia reír

- Aunque no lo garantizara, aún cuando necesitaras doce pruebas imposibles como Heracles no dudaría en someterme a tu juicio, pues nada es para mi más importante que nuestra amistad, la falta fue mia, lo asumo y lamento el profundo dolor que te cause, no me escudare en nada, pues el hielo de tus ojos no merece menos que el caminar a tu espalda con la cabeza gacha hasta que tu me devueltas la hombría que me faltó.


Dominique:

- Hazlo...arrodillate ante mi ...- No pudo evitar decirlo, quizá con cierta crueldad al oír que estaba dispuesto a hacer lo que fuera con esa mención mitológica. Su rostro siguió impasible mientras daba un sorbo al agua, el restaurante estaba lleno y sin duda su acto si lo hacia atraería todas las miradas sobre ellos sin remedio.. Claro que la falta fue suya, estaba bien que por fin lo admitiera y que lo asumiera pero devolverle su hombría...eso iba a tardar en llegar y tenia suerte que a esas alturas no quería ya no decirle la mitad de cosas hirientes que le hubiera dicho años atrás, aun así quería ese resarcimiento y quizá después de todo nada volviera a ser igual, Dominique había cruzado la linea con él y una vez se hacia eso nada era lo mismo..

Thierry:

La forma en que lo pronunció y su mirada hicieron que un escalofrío recorriera su espalda, pero también que algo extraño azotara su interior, algo que no había sentido jamás y que no sabia que podía ser. Su vista se desvió al local, estaba lleno y no solo de japoneses que pudieran comprender un gesto como ese, había mucho europeo que sin duda añadiría algún aliciente a la humillación, pero no se le ocurrió preguntar si quería que lo hiciera allí, sabia que esa era la primera prueba, la de fuego, así que se levanto de su lado de la mesa y la rodeó poniéndose delante de Dominique y bien visible, hincó una rodilla, bajo la otra y luego inclinó la espalda y pego la frente en sus manos juntas, como una reverencia japonesa

- Te pediré perdón hasta quedarme mudo, Princesa. Lamento mi falta.


Dominique:

Se mantuvo sereno como si solo hubiera pedido que le pasara más agua o algo así, para el rubio pedir esas cosas si se lo dejaban al alcance para satisfacer sus rencores no era nada complicado, era la cara oculta de esa delicadeza que dejaba ver a todos, nunca había sido bueno ni tranquilo, sus travesuras de pequeño ya hablaban por él. Y cuando se enfrentaba a aquellos con los que luego se pegaba Tití se dejaba ver su orgullo y su altanería, ese mismo que ahora se veía mas, acentuado por los años de guardarle rencor. Lo vió alzarse y rodear la mesa tras mirar al local.. había pensado por un momento que no lo haría, pero no fue así, se arrodilló delante de él, atrayendo por supuesto todas esas miradas de los curiosos y sus incipientes murmullos. Una sonrisa ligeramente ladeada apareció en su rostro cuando le vio ahí, arrodillado frente a él, bajo todas las miradas, pidiéndole perdón. Y su crueldad parecía que así no tomaría fin..deseaba humillarlo mas..

- ¿"Por que me lo pones tan fácil Thierry?"- pensó mientras cruzaba una pierna y dejaba la punta de su bota delante de el moreno.- No es suficiente...besa mi bota, declara tu total devoción hacia mi..- ¿Que estaba diciendo?...


Thierry:

Lo miró de lado desde el suelo, para ver si hablaba en serio, la sala era un hervidero de murmullos, algunas risas, oída móviles sacar fotos y posiblemente alguno acabaría en el youtube aunque no pasaba nada, el los hackearía y los borraría por eso no temía. Besar su bota. No, él siempre le daría más, si quería rodillas él se postraba por completo y si quería besos, se las lamería. ¿Quería destruir su orgullo?... Era imposible cuando la devoción que le tenia era absoluta

- Te serviré hasta mi ultimo aliento, mi Princesa... ya lo sabes...- le dijo con claridad, acercándose le tomo el pie como haría el príncipe con cenicienta y mirándolo a los ojos, saco su lengua y subió desde su punta hasta el tobillo, con lentitud.


Dominique:

Mantuvo su mirada sobre el otro cuando le miro desde su sitio como analizando si aquello iba de verdad en serio o no, si esperaba que realizara tal acción y por supuesto que lo deseaba, quería ver si de verdad seria tan capaz de humillarse a extremo por él, total ya habían dado la nota, los murmullos volaban, los que no veían se asomaban y los móviles funcionaban.. sin duda algo así no se veía todos los días...

- Es lo que deberás hacer...-Dijo solemne al oírle afirmar que le serviría hasta su ultimo aliento y dejo que tomara su pie sosteniendo su mirada, lo que no espero es que en lugar de besar la punta de esa bota como había pedido.. la lamería.. despacio desde la punta al tobillo, dejando con la respiración cortada por unos segundos...

-"Maldito seas"- fue lo primero que pensó cuando su cuerpo se altero sin mostrarlo al contrario, dominaba bien sus reacciones, pero no había podido no imaginar esa lamida en su piel, directa en su pie, esa humedad de su lengua...Retiro la bota rápido y se sentó bien- Suficiente.. levantate..- Dijo mirando al frente de nuevo..lo habría humillado delante de todos aquellos, pero para él había sido peor acabando dejando volar su imaginación con ese acto.


Thierry:

- Hai, Hime-sama- susurró complacido más que ofendido, había creido sentir un temblor en ese pie. Bueno, Dominique era gay así que... quizás si hubiera sentido su lengua como algo más allá de la devoción. Lo que realmente le desconcertaba a él era... no sentirse humillado, no sentir que estaba recibiendo un castigo. Aquella sensación en su interior seguía patente y creciendo y tomó el agua para disimular... que le había gustado lamer su bota. De hecho se regañó al imaginar a Dominique como una dominatrix, no podía dejar que sus dudas y confusiones tomaran a su amigo como modelo, seguía siendo su princesa, la que debía proteger y guardar con castidad... no podía fantasear con ella de forma tan retorcida...aunque... ¿seguro que seguía viéndolo como una mujer?- Nos queda probar el taxi,


Dominique:

Notó ese tono complacido en su voz...tal vez aun con todo su aplomo había dejado que notara parte de esa sensación que le había recorrido.. la mente de Thierry era rápida y contando que sabia que era gay, claro que para el rubio lo sabia desde su carta... En fin, le vio tomar el agua como para quitarse el sabor y se quedó pensando en si acaso pedir postre.. pero en su estomago ya no cabía nada después de que se le encogiera con esa escena vivida

- ..Si el taxi..quizá el ferry..y no se si hayan teleféricos por aquí..Sera mejor ponerse en marcha ya- Dijo alzando la mano para llamar al camarero y que trajeran la cuenta.


Thierry:

- Creo que vi que hay uno que sube a la montaña desde el puerto, podemos ir hasta allí en taxi, realizar el recorrido subida y bajada a la montaña y ya tomar el ferry a la Isla Verde- miró la hora- Tendremos que hacer noche allí, creo que había un popular centro de aguas termales, podríamos aprovechar y regresar a la mañana en el ferry para ir a clase.

avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Vie Abr 22, 2011 12:04 pm

Dominique

- Esta bien, lo haremos así...- Dijo sin mas dejando el dinero de la cuenta en la bandejita, las vueltas podían quedárselas de propina, no tenia problemas con eso. Se levanto y volvió a colocarse las gafas de sol para salir a la calle, yendo delante del moreno, sin importarle si le molestaba una vez mas que pagara él o no. Una vez fuera respiro hondo sintiendo la calma llegar d nuevo a él y busco con lamirada una zona de taxis o tal..- Mm..habrá alguna cerca?..-

Thierry

Su mirada volvió a fruncirse cuando le gano de nuevo la mano al pagar, preguntándose si cuando salía con Vlad también se comportaba así o se dulcificaba y se dejaba agasajar. Una sensación negra le retorció el estomago ante ese pensamiento y creyó que ya le había vuelto a caer mal la comida, así que se acabó el agua y se levanto para seguir a su Princesa antes de que lo dejara atrás.- Me pareció ver una al otro lado de la calle cuando entramos- dijo señalando unos metros bastante mas adelante, en la otra acera y lo siguió cuando con paso decidido fueron al semáforo y esperaron su color para cruzar y montarse en el primero que allí había, dándole las indicaciones de a donde querían ir muy claras. Titi había consultado también sobre ese medio y sabia que si parecías no conocer la zona te daban el rodeo mas largo y estuvo tentado de ver si era cierto pero pensó que mejor primero iban de entendidos y ya a la vuelta probaba haciéndose el "guiri"- Esto no es muy distinto a ir en un coche privado...- comento poniéndose el cinturón.

Dominique

Su vista se centro en el punto donde señalo el moreno, fijándose que efectivamente allí había una parada
de taxis, pudo ver el poste que así lo indicaba así que solo quedaba ir hasta allí, cruzar y coger el que tocara. Se paro en el semáforo hasta su turno de pasar y caminó al primer taxi, todo en silencio desde que habían salido. Se acomodo el cabello en un gesto distraído y se fue hacia la parte de atrás del taxi, entrando por el lado contrario a Thierry y sentándose.- Así parece.- Comento tras dejarle a él dar las instrucciones al taxista para ir al lugar donde cogerían el teleférico, se abrocho en cinturón también y apoyo el codo en el lateral de la puerta, dejando su barbilla luego sobre su mano, mirando por la ventana con gesto distraído.


Thierry

Aquel transporte no tenia muchos secretos para ellos, ambos estaban acostumbrados a ser llevados en coche a todas partes, así que estaban acostumbrados al trafico y quizás lo mas destacable fue que el conductor al verlos tan serios intento amenizar el viaje con una charla, pero ni les gustaba el futbol, ni el béisbol ni ningún deporte de los que aquel buen hombre parecía ser un entendido, así que acabo hablándoles del tiempo y el maravilloso clima de Japón cuando no los azotaba los tsunamis o los terremotos.

- Muchas gracias, fue muy amable- dijo de forma educada pagándole la carrera cuando les dejo a las puertas del teleférico. La subida fue bien, iban con un pequeño grupo de gente animada, y como era normal algunas chicas le tiraron los tejos a Tití a pesar de estar con Dominique, declinando las invitaciones a intercambiar mails y números de teléfono caballerosamente, por la mera razón de que no estaba interesado en seguir frustrándose en la cama. Por bonitas y simpáticas que fueran las chicas, ninguna lo seducía o le hacia sentir algo, aunque fuera simple deseo, nada. Quizás la doncella que buscaba simplemente no existía. Observaron el paisaje un rato allí arriba y a la hora de bajar, Titi le dio un suave tirón a la camisa de Dominique para que esperara fingiendo tener los cordones desatados. No tenia ganas de otros 45 minutos de descaradas caricias y roces que buscaban provocarlo. Prefería esperar al siguiente, pero al parecer solo quedaban ellos, por lo que nadie los acompaño en aquel descenso.


Dominique

Fue un viaje en coche mas como cualquier otro que hubieran hecho en sus autos privados a diferencia de que iban a pagar al final de trayecto por este, pocas anotaciones tendrían que hacer, no había posibles mejoras pues dependía del trafico existente y demás factores y variables que eran impredecibles. El rubio en todo momento guardo silencio, dejando que el conductor hablara y Thierry respondiera por ambos lo que fuera necesario, aunque de todos modos acabo esbozando su eterna sonrisa para ver si el hombre dejaba de taladrarle...si...estaba molesto con ese incesante parloteo que no le dejaba seguir el hilo de sus propios pensamientos. Pero al final llegaron por fin, el moreno pago el viaje a lo que Domi no trato de oponerse y bajo del taxi diciendo un simple adiós al japonés. Camino hacia el teleférico y subieron en uno con unas cuantas universitarias o chicas de instituto pero que se veían creciditas. Por supuesto todas acecharon a Thierry, seguramente a él o le confundieron con mujer o lo descartaron por que su aspecto afeminado cantaba demasiado su condición homosexual, así que la sonrisa desapareció de su rostro cuando empezaron a acosar al otro, pero se aparto a un lado y volvió a mirar por la ventana hasta llegar arriba. Para el momento de bajar iba a meterse en uno cuando el menor le detuvo, se giro a preguntar que pasaba y le vio "atarse" los cordones- ...No deseas bajar con tus admiradoras?..Había chicas muy hermosas.- Dijo como si nada viendo alejarse ese vagón. Tomaron el siguiente, pero ellos solos esta vez...sin nadie más que les acompañara.

Thierry

Lo miró con una ceja alzada por aquel comentario y luego una sonrisa de lado se alojó en su cara.- Oh, ¿pero te fijaste? Quizás no este todo perdido para ti...- bromeó apoyando la cadera en el reposamanos junto a los cristales, junto con sus manos. Miro un instante a Dominique y estuvo tentado de confesarle sus fracasos amorosos pero luego recordó su fría mirada y la escena del restaurante y decidió no darle más armas con las que humillarlo. Quizás simplemente... no había encontrado la mujer adecuada. Su vista se desvío a al paisaje por encima de su hombro, recién era consciente de lo solo que se sentía, a lo mejor debería hacer como Dominique, buscar a alguien con quien estuviera a gusto... aunque no lo amara...

Dominique

Sinceramente...esa broma solo fue un punto negativo mas para el menor... ¿que no estaba todo perdido para él?,¿ es que acaso consideraba que era algo malo su gusto por los hombres?..un desviado?..Era eso?, tomo aire y lo expulso de forma sonora poniendo los brazos en jarras y mirándolo. - Soy perfectamente capaz de decir cuando una mujer es bella y estoy muy orgullo de mi condición homosexual desde que lo supe...hace muchos años, asi que te pediria que dejaras las bromas a un lado, si no has asumido que me gusten los hombres hazlo por que para mi no hay otro camino.- Solto de plano visiblemente ofendido por la leve broma, pero en ese momento el teleferico pego un frenazo brusco..Dominique no estaba sujeto a nada pues mantenía esa pose de regaña...por lo que en el movimiento del vagon se balanceo y al final acabo vencido hacia delante cayendo contra Thierry, tirandole al suelo y acabando él entre sus brazos...y sus piernas...Se quedo completamente callado ante este hecho sin atreverse a moverse por que llegarian los roces como en el metro...y ya lo habia pasado bastante mal alli dentro para repetir la hazaña de nuevo.


avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Sáb Abr 23, 2011 12:28 pm

Thierry

Lo sintió moverse y giró el rostro viéndole en aquella pose fiera. Tembló, sí, para qué negarlo. No había querido ofenderlo, solo había sido una broma, sin maldad, un comentario para que viera que no le molestaba hablar de ese tipo de temas, pero al parecer Dominique estaba predispuesto a pensar que su condición le daba algún tipo de prejuicio y eso le dolió. Que pudiera pensar que le producía algo distinto a la devoción que le tuvo cuando pensaba que era una chica le dejaba claro el larguísimo camino que tendría que andar para limpiar su nombre

- Dominique yo no q...- no acabó la frase porque sintió el arreón de la cabina, él estaba bien sujeto pero cuando vio a Dominique perder pie no lo dudo, se soltó, interpuso su cuerpo y lo atrapó recibiendo todo el impacto de la caída en su espalda y su cabeza, pero haría falta mas que eso para dejarlo fuera de combate-...cht...- un jadeo más que un quejido escapó de sus labios y abrió los ojos mirando un tanto a Dominique. Estaba juraría que ligeramente sonrojado y no se percató por qué hasta que al ir a incorporarse sus intimidades se rozaron, provocándole de nuevo uno de esos intensos escalofríos que le hizo abrir los ojos alarmado, el peso de Dominique era menor de lo que pensaba pero suficiente para que notara su cuerpo cuando se movía, contuvo la respiración para que nada escapara de sus labios. Era la segunda vez que un roce con él le provocaba una reacción favorable. Sentir esas caderas iguales a las suyas... le producía más placer que las caricias de los pechos de esas hermosas chicas de hacia unos instantes.


Dominique

En el mismo momento en que perdió el equilibrio se preguntó que quién le mandaría soltarse de la barra que para algo estaba allí o de esas asas de plástico duro que colgaban también repartidas por ahí para los que no pudieran asirse a la barra. Braceó tratando de guardar el equilibrio, atrás, adelante, todo muy rápido hasta que sin duda supo que no recuperaría la verticalidad y que iría al suelo de boca. Pero una vez más su caballero andante puso su propia integridad física en peligro por librarlo a él de un buen golpe y así fue como acabo en el suelo, sobre él oyéndole quejarse, cosa lógica pues había recibido un buen impacto empujado además por su cuerpo. Cuando quiso mirar un poco, se vio estirado sobre el cuerpo ajeno, sujeto por él, entre sus piernas, sobre su pecho y la verdad el rubor seguramente visitó aunque tenue sus mejillas, no es que se avergonzara de esa posición.. era porque se trataba de él. No dijo nada, no se movió pues de hacerlo ya hubiera pasado con antelación lo que paso cuando Thierry lo hizo.. sus entrepiernas se frotaron suavemente bajo esas finas telas y bueno.. desvió la mirada

- No te muevas Thierry.. -Esta vez fue él el que pidió que no se moviera, en el metro no había podido llegar a notar el otro esa semi erección que le había acontecido con todo, pero ahí si podría ahora dada la pose y lo último que deseaba el rubio es que el otro notara que se ponía duro con él. Eso no tenía por qué llevarle a averiguar de sus sentimientos más profundos.. pero si a la conclusión de una posible atracción física y la verdad ni una ni otra entraban en los planes del mayor. El vagón se balanceaba ligeramente aun, así que hasta que no estuviera quieto, levantarse iba a ser complicado

- No te muevas..cuando el vagón deje de columpiarse..me levantaré yo y podrás hacerlo tú.. me apetece tan poco como a ti estar tirado en el suelo..-Le miró unos instantes a los ojos tras decir eso.


Thierry

Que no se moviera, claro, era fácil decirlo cuando se estaba arriba pero era su cuerpo el que resbalaba sobre el metal de aquel suelo a causa del inesperado balanceo de aquella cabina. ¿Qué había pasado?¿Una ráfaga de viento demasiado fuerte?¿Había cedido algún cable? Una nueva sacudida le hizo abrazarlo con mas fuerza pues se deslizaron hacia abajo y su cabeza chocó contra la pared, aunque fue mucho más pronunciado ese roce entre sus cuerpos que el dolor del golpe

- ...Nh...- un jadeo y desvió el rostro, la barandilla parecía estar cerca de ambos quizás si estiraba la mano... pero no, cualquier movimiento hacía más pronunciado el balanceo, ¿Por qué estaba sintiendo aquello? Era su princesa, era un chico... porque no podía centrar su cabeza en una solución y solo era capaz de pensar en como se sentía el roce de sus cuerpo?- "¿Tan necesitado estoy?"- se preguntó avergonzado, si esa era la razón debía ponerle remedio, no podía seguir escandalizando a Dominique con sus impulso- ¿Puedes llegar a la barandilla?- le preguntó tratando de que su voz no se entrecortara.


Dominique

Se balancearon junto al vagón en sus continuos movimientos, no quería pensar que algo malo fuera a pasar, porque vamos estas cosas en las películas no llevaban a nada bueno.. pero eso no era una película y él era alguien con una mente privilegiada para andar pensando tonterías.. quizá seria un fallo en el sistema, la corriente, el aire.. cosas lógicas sin ponerse extremista de pensar que iban a morir ahí por que se descolgaría el vagón.. eso no iba con él. De nuevo otra fuerte sacudida y se sintió firmemente sujeto por el menor, pegado a su cuerpo y patinando por el suelo los mando al otro lado, otra vez Thierry recibió todo el golpe, quedando él perfectamente ileso, no pudo evitar un débil jadeo por el continuo roce de sus cuerpos.. esa salida iba a ser épica en su memoria sin duda. Thierry también jadeo suave y le vio mirar hacia la barandilla.

- Lo intentaré..- Dijo de un tirón disimulando bien lo que esa situación producía en él. Estiró la mano hacia ella, si lo lograba podría hacer fuerza hacia arriba y levantarse de encima suya sin mayores roces pues al no echarse hacia atrás no se restregaría más con él. El movimiento le hizo fallar un par de veces y nuevos roces en sus zonas íntimas que le obligaron a morderse el labio, al final a la tercera logro asirse y haciendo gala de una fuerza que nadie esperaría en ese delicado cuerpo se alzo medianamente de encima suya-. Ya esta..ya me levanto..


Thierry

Estaba tentado de ayudarlo jalándolo de las caderas, pero tenía miedo que su cuerpo lo traicionara y sus manos hicieran algo indebido así que solo esperó no sabiendo que pensaría Dominique de él, solo debía irse hacia delante y levantarlos a ambos pero entones...

- Bien, ha debido ser una corriente de aire, el mar no esta muy lejos y...- habló para que sus mentes olvidaran ese momento, para distraerlos, no podía ni imaginar si para Dominique aquellos roces habrían supuesto algo, si su cuerpo se habría estremecido como el suyo, si habría padecido ese mismo hormigueo en su vientre. Sus dudas sobre su sexualidad eran ya demasiado pesadas y quería recurrir a él, como siempre había hecho pero temía que pensara que se reía de él, que tratara de ganar puntos "haciéndose" el gay justo en ese momento aunque... apenas hablaron sobre chicas en sus cartas. Si le había comentado que al cumplir los 13 una chica de 16 le había robado un beso y le había cogido la mano y puesto en su seno recién desarrollado pero cuando se lo contó le dijo que se había asustado, que no era para nada como el esperaba que fuera su primer beso. Dominique sabia bien como quería que fuese, se lo había relatado, deseaba que fuese de noche, en un jardín lleno de flores perfumadas, para poder cortejar a su Lady y decirle que ninguna le hacia justicia, el daría ese paso entonces, le acariciaría el rostro muy sutilmente y luego sus labios se unirían de forma suave. Y sería un momento mágico que llenaría sus corazones de cosas maravillosas, se jurarían amor eterno y se casarían. Sus ideas de niño era demasiado románticas y lo cierto es que nada en su vida lo había sido tras perder a su Princesa. Las chicas eran todas unas frescas que lanzaban sus manos hacia él demasiado descaradamente, todas se daban el lote con él en la primera cita, a la segunda ya lo invitaban a su habitación y jamas había una tercera. Nunca había llegado hasta el final el sexo... porque no se le levantaba, así que tenia que complacerlas con su boca y sus manos y aunque todas acababan gritando y asegurándole que era maravilloso y que si quería que fueran despacio podían hacerlo, el acababa declinando su amor de forma caballerosa y cortés, disculpándose por haberse dejado llevar pero no las amaba y no quería romperles el corazón. A los 17 ya había dejado de salir con chicas. Se iba temprano de las fiestas universitarias, en cuanto los juegos dejaban los besos y empezaban a ser más picantes porque no quería acabar con ninguna chica en una habitación y aunque de vez en cuando conseguían enredarlo con encuentros esporádicos, todos acababan igual. Admitía que estaba sexualmente frustrado, pero nunca pensó que podía ser homosexual.

- Ya parece que...- se confiaron ante la aparente tranquilidad pero la cabina volvió a sacudirse y esta vez fue Thierry el lanzado contra Dominique, no pudo evitarlo, su rostro dio contra su pecho y su peso venció el del chico, tirándolo al suelo y quedando sobre él.


Dominique

Por suerte al levantarse hacia arriba ya no provocó más roces "no deseados" por que estaba claro que su cuerpo ansiaba cada contacto con el contrario lo quisiera aceptar Dominique o no, eso era lo malo de no haber logrado jamas olvidarle. Odiaba haber llorado mares de lágrimas, hasta quedarse sin ellas cuando se sintió rechazado sin pensar que era un niño de trece años al que hacía poco además había besado una chica y se había asustado.. eso a su brillante cabecita debería haberle hecho pensar que no tenia que haber mandado esa carta.. tantas cosas hubieran sido distintas y si ahora venia todo eso de golpe a su cabeza, todos esos recuerdos por el simple hecho de que anhelaba su cuerpo, lo amaba aún, ni todo ese rencor que había tratado de sembrar por un no correspondido amor infantil lo habían logrado apartar y ese amor infantil se había ido tornando en un amor platónico uno imposible pues jamás seria correspondido por el menor. Así lo encerró en una cajita y tras tener detrás a Vlad por varios largos meses acabo dejándole salir con él, porque si así eran las cosas, él seria el que mordía la almohada como se diría comúnmente, pero era el que mandaba, si estaban juntos era por que él se lo había permitido, por despecho había decidido entregar a otro lo que quería haber guardado para Thierry.. cuantas veces había soñado con ese jardín de flores perfumadas.. con reencontrarse ahí con él, escuchar sus suaves halagos y sentir luego sus labios.. si.. ese primer beso que deseaba dar Thierry, quería que también fuera el suyo, compartirlo, eso había querido.. y entregarle después su pureza, unir sus cuerpos de forma suave y lenta para siempre, suspirando su nombre desde lo más hondo de su corazón... pero no.. despechado cambio todo eso, lo cambio y se lo entrego sin más al ruso.. para él ninguno de esos momentos guardo la magia que debería haber tenido. No hubo fuegos artificiales.. no hubo mariposas en su estomago ni le salieron versos que recitar o escribir.. nada.. pero había sido su decisión y así la había mantenido por tres años hasta llegar a ese maldito jardín.. de flores perfumadas.. donde creyó que el menor le besaría y tendrían su primer beso... ese primer beso que ambos habían soñado y no habían tenido.. pero no.. nada fue así.. llego todo lo sucedido.. y su rencor renació con más fuerza escudándose en ello y ahora estaba ahí.. en un teleférico tratando de no excitarse por su cercanía.. sintiendo esas mariposas bailar y odiándose a si mismo. Eso le dio más fuerzas para levantarse más y miró a Thierry cuando dijo que ya parecía.. sí, ya no se balanceaba más el vagón, volvería todo a la normalidad genial, hasta sonrió, pero no.. una nueva sacudida y esta vez el que recibió todo el golpe fue él. El menor se vino contra él golpeando en su pecho primero pues estaba también a medio levantar, era más pesado que él así que su mano resbaló de la barandilla y se venció hacia atrás golpeándose fuerte contra el suelo, la espalda solo. Cerró los ojos con fuerza y de sus labios surgió un jadeo incontrolado esta vez pues podía sentir todo su peso sobre él, esa sensación tan.. sugestiva que podía llevarlo a imaginar muchas cosas.- ....- No habló solo respiró con fuerza, era demasiado de nuevo.. primero el metro y ahora allí.. encima allí estaban solos.. muy solos a saber cuantos pies de alto de la civilización.

Thierry

Fue un golpe seco. No le extrañaría haber dejado sin aliento a Dominique, su cuerpo, más pequeño y delgado que el suyo quedo totalmente cubierto por él, y esta vez, fueron las piernas del chico las que se abrieron, quedando una recogida junto a su cadera y la otra extendía contra la suya. Lo sintió por completo, su sexo contra su vientre, el propio apretaba el glande semierecto contra la base de sus testículos, sus respiraciones estaban alteradas, los golpes, por supuestos, esas sacudidas, alzó la cabeza y se quedó atrapado de sus ojos, mostraba desconcierto, no podía evitarlo, estaba sobre su amigo y no pudo preguntar si estaba bien, su boca y su garganta estaban secas, estaba cerca de su rostro y observó su cabello revuelto y no pudo evitar imaginarlo durante el acto, sus manos estaban el metal del suelo pero pegados sus brazos a su cuerpo, encerrandolo con sus potentes biceps, sus ojos recorrieron su rostro, realmente era hermoso, más que cualquier chica y sus labios tan... tentadores...

- Dominique...- su nombre escapó muy quedo y su cuerpo se rozó contra el suyo al moverse para atrapar esos labios o ese fue el impulso de su traicionero cuerpo antes de que una nueva sacudida lo hiciera hacia atrás rozándolo pronunciadamente entre las piernas cuando el teleférico por fin, reanudo su marcha hacia abajo.


Dominique

La verdad en lo último que pensaba ahora era en el dolor de su espalda pues el golpe había sido rudo para una constitución como la suya y más con el añadido de los al menos 90 kilos de su amigo, era alto y corpulento.. y había caído sobre él con el impulso de la sacudida.. pero no, ese dolor estaba en un segundo plano y ya vería como explicaba al ruso si le salia un morado, cosa bastante fácil en su cuerpo. Solo podía mantener su pensamiento en la zona que abarcaba de su vientre hacia bajo, donde creía estar notando un sexo medio despierto en vez de dormido como correspondería.. lo malo de todo eso es que de igual forma el otro estaba notando que él no estaba tan relajado tampoco. Era una situación sin duda vergonzosa de la que ya vería como se salia. Cuando Thierry alzó la cabeza sus ojos se quedaron en él, mirando fijo, en silencio, un momento extraño, estando él atrapado entre sus brazos y su peso, sin poder huir.. pero.. ¿quería huir?.. malditos sentimientos encontrados que le provocaba siempre.

- ..Thierry..- Fue toda su respuesta a ese nombre susurrado y por unos largos segundos su respiración se contuvo.. cuando creyó que de nuevo le besaría.. y si lo hacia le iba a dejar.. estaba demasiado sensible para negarse a él, de nuevo entorno sus ojos pero una nueva sacudida se llevó al menor hacia atrás.. Mon Dieu.. seguro lo que él habia creido un intento de beso habia sido el primer indicio de movimiento del vagón.. tuvo que contener un gemido por aquel último resfregón y volvió a respirar con fuerza-. Ya va.. por favor.. quiero levantarme.. - No le miró.


Thierry

El empuje que lo alejó de aquellos labios cuando casi iba a cometer de nuevo el vil robo del beso le hizo cerrar los ojos. Eso lo había sentido demasiado claro, había sido intenso y delicioso y gracias al cielo que su garganta estaba cerrada por todo lo que su alterado cuerpo sentía porque habría gemido de forma vergonzosa, la suplica de Dominique le hizo avergonzarse aún más, sobre todo cuando su mirada se desvió, ¿La había ofendido?¿Se sentía forzada? Se moriría, si pensaba que aquello lo había planeado se suicidaría, mancillar a su Princesa con aquellos impuros pensamientos, sentir lo que había sentido al compartir el calor de su cuerpo. ¿Por Dios, que le pasaba?

- Cla-claro ya me re...- una nueva sacudida volvió a echarlo sobre el rubio, otro nuevo restregar y su mente ya lucida, se mordió el labio inferior y luego se echó hacia el lado para rodar y liberarlo de su peso. Se apoyó en una rodilla y tomó su mano para arrastrarlo contra él, alzándolos a ambos y ya de pie, se sostuvo contra la barandilla con una mano, pegó la espalda de la Princesa a su torso y le rodeó la cintura manteniendo lo con firmeza, pues aquel cacharro seguía sacudiéndose en toda la bajada, pero al menos ya no se rozaban tan íntimamente, se había encargado que el trasero de la Princesa diera contra un lado de su cadera y su muslo y no contra sus sexo, así que podría mantenerlos a ambos de pie hasta que ese endemoniado invento llegara a tierra.


Dominique

Fue un alivio oírle decir que ya se levantaba y esperaba que lo hiciera pronto por que así no había forma de estar tranquilo y no alterarse. Tragó saliva y se puso a pensar en lo mucho que le odiaba a ver si así se le pasaba la calentura, pero el destino parecía no querer que eso sucediera pues le volvió a echar al menor encima. Se quedó quieto bajo él, con los ojos cerrados, pero no tardo en no sentir su cuerpo y los abrió, ya no estaba sobre él, se había ido hacia el lado y justo ahora le agarraba para acercarlo a él y así los levanto a ambos. Quedó de espaldas a él, así que su mirada se quedó fija en el suelo notando ese agarre fuerte en su cintura.. y por suerte su trasero no tocaba zonas peligrosas.. pero aún así... él seguia alterado, demasiado, sus manos estiraron esa casaca del uniforme que llevaba para cubrir ese estado vergonzoso.

- ...Habrá que recalcar que estos trastos sufren parones nada adecuados..


Thierry

- Y que son demasiado sensibles a las corrientes- aseguró, pues no le parecía normal que se balanceara tanto. Quizás es que estaban hechos para ir bien llenos, vacíos o con poco peso como ellos solos pues seria mas fácil de mover y a ellos los había pillado de novatos. Estaba avergonzado por lo que había sentido estando sobre Dominique, el tacto de su cuerpo no se le iba de la piel y se hacia mas o menos una idea de lo que le sucedia, pero aún así... debería haber sido más previsor, Dominique tenia su pareja, era su mejor amigo, su Princesa... usarlo como... elemento revelador era vil y rastrero, impropio de él. Por fin llegaron y el encargado se disculpo con ellos, habia habido un fallo en el motor y por eso se habían parado, las corrientes les habían dificultado el arreglarlo con rapidez y les regalaron algunas "chucherias" de merchandising para compensar el mal trago.

Dominique

No veía el momento de poner un pie en el suelo y alejarse ya de ese cuerpo que lo estaba poniendo malo en el sentido pervertido de la palabra... no era de piedra por mucho que pudiera parecer un tempano.. no, era apasionado.. cuando su corazón estaba por medio no podía controlarse.. si hubiera podido..si hubiera sido libre de decirlo, le habría susurrado al oído en el tono más sensual y delicado que pudiera que le hubiera hecho el amor allí. En cuanto el vagón paró abajo del todo, se separó de él pero fue atajado por el encargado que les explicó lo sucedido y bla bla, les dieron cosas que ahora cargarían.. bueno no, cargaría Thierry.. y salió escopeteado hacia el muelle.

- Bien..por último veremos el ferry..


Thierry

Cargó las bolsas, un montón de trastos inútiles a su parecer, pero no les haría el feo de no cogerlo y luego siguió a Dominique hasta el ferry, metiendole prisa pues el parón del teleférico les había comido el tiempo y si lo perdían no habría mas hasta el día siguiente. Por suerte llegaron bien. La tarde dejaba ver un cielo rojizo en el horizonte mientras el brazo abría la mar y les hacia llegar el olor limpio del agua salada.

Dominique

Llegaron a tiempo de embarcar en el ultimo.. lo cual venia a significar que harían noche en la isla, no podrían regresar. Se quedaron en la cubierta a Dominique le gustaba ver el mar, su aroma invadir sus sentidos, y además el atardecer estaba siendo precioso. Debería mandar o llamar a Vlad para comunicarle que no cenarían juntos, que estaba en la isla y no regresaría hasta el día siguiente, pero aun no lo hizo. Se apoyó en la baranda y miro al horizonte, dejando que esa luz anaranjada cayera sobre él y la suave brisa agitara sus dorados cabellos.

Thierry

Dominique no habló de lo que había sucedido así que el tampoco sacó el tema, solo lo miraba de reojo mientras viajaban en el ferry, observando su mágica figura contra el atardecer, podría dedicarle algún verso, era imposible que un hombre no fuera poeta ante una Diosa, pero estaba demasiado turbado por lo que sentía para aventurarse, sabia que el poeta era romántico pero también apasionado, y de un amor casto podía acabar desembocando en el deseo carnal, en los anhelos que dejaban de ser platónicos para ser fantasías lujuriosas y el no quería manchar la imagen de su Princesa por sus dudas. Si era de verdad homosexual, todo lo que recién sentía estaba enfocado en él sólo porque sabia que era gay y que no lo juzgaría mal por ello pero no era justo para ambos, debía... aclararse, y tomar medias, no veía la hora de llegar a las termas, necesitaba un baño relajante, a solas... y pensar.


avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Jue Abr 28, 2011 9:24 pm

Dominique:

Dejo vagar su mente, perdida, en cualquier cosa que no fuera lo ultimo sucedido, si pensaba que la pequeña escena del metro había sido vergonzosa...mejor no catalogar la del teleférico, para es no había nombre a su ver ahora. Suspiro, iba a necesitar mucho para apartar lo que había sentido en esos breves momentos...Miro a Thierry, el tampoco dijo nada así que se disculpo un momento-Debo llamar a Vlad...-Dijo en tono serio apartándose de él para marcar el numero y llamarle. Desde su distancia no podría oírle quizá mucho, solo le explico la situación, con ese gesto suyo tan frío, ahora no le veía, solo una leve sonrisa al despedirse, cuando sus labios pronunciaron un te quiero..Si, quererle le quería...pero no le amaba...Colgó y regreso junto a él.

Thierry:

-... claro...- apenas musito a su aviso y se dio la vuelta mirando al mar, pues un caballero no espiaba las conversaciones, aun cuando la curiosidad por saber que se decían dos chicos que salían juntos fuera poderosa. A todas todas, Thierry entendía que Dominique hacia el papel de chica en la relación, eso significaba que era el que "ponía el culo" en el sexo, pensamiento que lo ruborizó un poco y le hizo regañarse a si mismo por usar a su amigo para sus razonamientos, pero quería entender bien el tema, para que Dominique no volviera a regañarlo por meter la pata al bromear. Tendría que documentarse, ya que no podía preguntarle directamente, además que ya planeaba... experimentar por si mismo como siempre, una vez tuviera la teoría tendría que pasar a la práctica si deseaba quedarse tranquilo con las dudas que los roces contra Dominique le había despertado. Saldría algún día solo, buscaría... uno de esos muchachitos que se ofrecen por dinero, para sacar cualquier componente sentimental de en medio pues eso enturbiaba bastante los datos, quería una experiencia subjetiva, física, para definir su sexualidad. Si resultaba que él también era homosexual, pues tendría que replantearse muchas cosas pero al menos comprendería también muchas otras, podría sacarse esa frustración personal que tenia sobre las relaciones y podría empezar a comportarse como una personal normal. O al menos esos eran sus pensamientos, hasta que Dominique regreso de hablar con su novio. Se preguntaba si... de ser homosexual que tipo de chico le interesaría...- Ya casi llegamos- dijo cuando lo sintió al lado y le señalo las termas- Creo que tendrán habitaciones, estamos en plena crisis y temporada baja, no creo que haya problemas en conseguir una para cada uno- dijo pensando que esa noche sin duda la princesa no desearía dormir en la misma habitación que el, no después de todo lo que había pasado.

Dominique:

nada mas colgar el teléfono suspiro, había notado perfectamente la poca gracia que le había hecho a Vlad el hecho de que se quedara en la isla esa noche con Thierry, pensó que si no aparecía con algún barco alquilado o helicóptero a buscarlo seria un milagro, no había detectado tono celoso en sus palabras, nunca lo mostraba claramente, pero si ese tono serio que le decía que andaba pensando en todas las opciones posibles para evitar tales hechos y sabia que como alguna fuera factible lo haría, por lo que antes de colgar le había dicho que se calmara que no dormirían en la misma habitación..Cosa realmente boba, pues en el instituto lo hacían...pero bueno si eso ayudaba a que no se presentara allí mejor, no tenia ganas de enfrentarse a su escrutadora mirada tras las lentes y sus preguntas sobre en por que si era tan tarde habían cogido el ultimo ferry sabiendo que no había de regreso..Seria una pregunta lógica pues él mismo se la estaba haciendo...De todas lo que había dicho de dormir separados pensaba llevarlo a la practica, esa noche no deseaba verlo y menos como se desvestía delante de él ni nada parecido. Guardo en teléfono en el bolsillo de la chaqueta y se apoyo de nueva cuenta en la baranda y miro hacia bajo al oír lo de que ya llegaban. - Perfecto...estoy cansado...solo me apetece relajarme...los zapatos me matan.- Dijo de forma calmada sin mirarle, casi como si hablara con cualquier persona que estuviera a su lado de manera casual. Por dentro ahora se preguntaba que habría significado para el menor todos aquellos roces con él...que habría sentido...que pensaría...tenia curiosidad si...pero no haría las preguntas por que no quería hablar del tema en absoluto.

Thierry:

El ferry le pareció un buen transporte, inconvenientes, no se podía ir a cualquier lugar, sus horarios eran muy limitados, había que tener una agenda muy organizada para usarlo correctamente y suponía que la gente de la isla estaba mentalizada en ello cuando iba a la ciudad a hacer sus compras. Desembarcaron y Thierry vio un transporte que no había tenido en cuenta pues era obvio que era algo para turistas, pues era una carretilla tirada por un hombre, algo muy del siglo XVIII en Japón exportado de China sin duda- tomémoslo- dijo ayudando a Dominique a subir y luego indicándole al hombre a que parte de la isla querían ir, la carretilla era pequeña y los obligaba a ir muy juntos, de echo le paso el brazo por detrás a la princesa para ir mas cómodo, pero procuro tomárselo con tranquilidad, haciendo a un lado sus dudas, las aparcaría hasta completar ese proyecto que tenia en mente sobre si mismo, ya lo había decidido, así que el viaje no fue estresante para el, lo disfruto como un turista, observando el relajante paisaje boscoso que enmarcaba las termas situadas en la montaña que coronaba la isla. Podía entender la mecánica de la naturaleza allí, la montaña era sin duda la boca del volcán que había creado la pequeña isla, el agua de mar debía filtrarse por la porosa roca, hasta convertirse en gas, subir por el hasta un nivel donde la temperatura y la presión fura menor, se condensaría y crearía el manantial de aguas medicinales que eran esas termas. Era su teoría y a lo que dedico sus pensamientos para mantenerse sereno hasta alcanzar el pintoresco hotel construido en madera, con un estilo budista casi de templo, en aquel lugar se respiraba mucha paz* Dos habitaciones* no hubo problemas, eso si, debían de ser una junto a la otra y estaban comunicadas por una pequeña puerta, ya que no disponían de mas individuales, a lo que accedieron. Solo querían dormir separados, esa puerta no seria un peligro porque ninguno iba a traspasarla ¿no? Les ofrecieron las yukatas típicas de la zona y una cena, antes de que pudieran ir a sus habitaciones y disfrutar de las termas, pues recomendaban que se bañaran antes de dormir que eso les sentaría mucho mejor, así que en la pequeña sala sin apenas muebles, solo una mesita baja e hilo musical japonés, dispusieron varios platos de shushi, tempuras, sake y demás delicias japonesas, eso si... ni un solo cubierto, solo los dichosos palillos- ...- los miró al entrar ya cambiado, con la yukata abierta a medio pecho, y sentándose con una rodilla alzada, y la otra pierna cruzada bajo esta- Comida japonesa... mi favorita...- dijo sin ocultar el sarcasmo.

Dominique:

De todo lo probado hasta ahora lo que mas le convenció fue el ferry...peor claro dentro de su concepto, para viajar por el mar entre islas y también tenia sus desventajas, como la que iban a sufrir ahora, que no tenia horarios de noche y los diurnos no eran muy seguidos, se espaciaban cada hora a excepción de las horas punta que iba cada media usando dos barcos ya seguramente , por que...no sabia, nos e tardaba tanto en alcanzar la isla según comprobó, pero quizá la demanda no era muy grande y no compensaba hacer algo mas regular. Bajaron del ferry y allí en el muelle de la isla cogieron un carro llevado por un hombre, algo visto mas en la antigüedad y que no había sido originario de Japón, se subieron a él, con ayuda de Thierry y se acomodaron...sus fríos ojos azules miraron ese brazo que le rodeo por los hombros, debían estar pegados, bastante, pero prefirió no pensar mas en eso. Estaba saturado creía haber llegado al limite ya de tensión en ese día con el menor, así que por su parte desconecto del todo mirando el paisaje natural que se ofrecía a sus ojos en aquella isla. Alcanzar el hotel les llevo un poco mas pues el camino obvio era empinado, ascendían por la montaña. Contemplo la fachada, era hermosa y parecía más un retiro espiritual que otra cosa, las termas no estaban lejos de allí y pensó en lo placido que seria disfrutar de esas aguas calidas cubriendo su tenso cuerpo, distendiendo sus músculos. Dejo que Thierry se encargara de pedir las habitaciones y tomo su yukata, yendo a cambiarse para después ir a la salita donde cenarían. Su yukata era roja con los bordes y el lazo crema, la cerro bien y se recogió el cabello largo en un moño con algunas mechas sueltas para después ir al baño. Cuando llego Thierry ya estaba allí y desvío la mirada al ver su fuerte torso entre la tela de la prenda. Se sentó sobre sus piernas al estilo japonés, formal y miro la cena.- Creo...que las clases van a ser antes de lo previsto...-

Thierry dice:

sus ojos se desplazaron por primera vez a Dominique cuando le hablo, al ver los palillos se había cerrado tanto en su negado uso que no había reparado en que el otro también se había cambiado y cuando por fin dijo que le enseñaría y desvío la vista hacia él, lo vio completamente...*"sexy"* fue lo que vino a su mente cuando sus ojos descendieron de su cabello recogido a esa piel de porcelana expuesta, siempre le había sentado bien el rojo, realzaba el dorado de su cabello y el color de sus ojos* "...estoy mal... que demonios...¿por que no dejo de.. Pensar estas cosas?"* Se regaño desviando la vista a la comida cuando fue consciente del repaso que le había dado a su amigo. Hombre o mujer, Dominique era muy hermoso, siempre se lo había parecido, pero jamás había pensado en ella/el como alguien atractivo, uno no piensa eso de sus amigos no?* aprenderé en dos minutos* aseguro buscando concentrarse en algo distinto a su amigo, si seguía así, no sabia como demonios iba a compartir habitación con el, se suponía que quien debería tener aquel tipo de pensamientos, a lo sumo seria Dominique que era el gay* "por dios...* se avergonzó por ese pensamiento y de poder se habría autolesionado, pensar así de su princesa, mierda tenia que tranquilizarse, tenia que apartar sus pensamientos de ese tema- palillos...- los tomo y se acerco a Domi solo mirando sus manos- ¿como los cojo?.-

Dominique:

Una vez mas daba gracias a toda su sangre fría para mantenerse inalterable a simple vista, pero la verdad por dentro ya hervía..Realmente no había pensado que esa prenda típica del país le quedara tan sumamente bien al francés..Que además en lugar de cerrarla por completo como hizo él, la dejo suelta, al más puro estilo masculino, dejando ver su fuerte torso casi expuesto al completo..Nunca le había visto, cuando se cambiaba para ponerse el pijama el rubio jamás estaba pues procuraba llegar algo después de la hora a la que se acostaba el menor para así evitar ver su cuerpo y ahora se lo exponía así. Respiro suave y desvío la mirada hacia la cena, todo cosas típicas de allí, le gustaba la comida japonesa, aunque el shushi no era precisamente lo que mas, por lo que comería menos de eso y eso que el wasabi era bien picante, pero el pescado crudo no le llamaba especialmente.- Ahora lo veremos..-Alego mirándole a los ojos, dejando ya de desviar su mirada a su cuerpo, ni cuenta se dio del examen al que le sometió el otro.- Es fácil..Mira debes cogerlos así..Situar uno de ellos entre el dedo índice y el dedo pulgar más o menos por la mitad del palillo. Seguidamente, tienes que apoyar el palillo sobre el dedo anular. El otro palillo, colócalo entre el dedo índice y el dedo corazón y termina sujetando este palillo con el pulgar. Sobre todo no olvides dejar el de bajo fijo y solo mover el de arriba como si fuera una pinza..Si?..-Se fue colocando el los palillos como dijo y luego tomo una gamba con ellos y se la llevo ala boca tras mojarla en salsa.

Thierry:

se fijo en esos dedos delicados pero hábiles intentando imitar la posición del palillo en ellos y el movimiento, no era alguien torpe, por lo que entendía perfectamente sus instrucciones pero por alguna razón su mente en ese momento parecía no querer coordinar apropiadamente, pues intentó emular la acción del rubio con la gamba, pero esta se le escapo como siempre yendo a parar a su pecho, se echó hacia atrás para que no se colara dentro del traje, por lo que solo se deslizo hasta la parte superior de su abdomen, dejando un pequeño surco de salsa de soja desde su pectoral a ese punto- cht...-

Dominique:

No soltó los palillos tras su demostración y dejo la mano apoyada sobre la mesa viendo como el menor se los colaba y procedía a coger una gamba también, mojarla en salsa y llevarla a su boca..Pero..Paso lo que solía pasar al principio, la gamba se le removió en los palillos y cayo..Él se echó hacia atrás y el crustáceo resbalo por su pecho descubierto..Domi observo todo aquello impasible.- ten cuidado..-Dijo tendiéndole una servilleta y pescando la gamba con los palillos para dejarla en un plato...De ser pareja en lugar de eso, se la habría comido él y luego se hubiera inclinado sobre ese perfecto torso para limpiar despacio el rastro de salsa, ascendiendo hasta que acabara besando sus labios..Su sexo palpito..Se bebió un vasito de sake de golpe y dejo que su cuerpo temblara visible por lo fuerte del licor.

Thierry:

-H-hai, perdón...- se disculpó aceptando la servilleta, su vientre se encogió cuando atrapo el crustáceo con el palillo sobre su piel, su mente casi vuela, pero la detuvo. Nada de recordar películas de cenas de negocios japonesas, se limpio deprisa tras ver que la gamba era dejada a un lado y luego ver a Dominique tomando un poco de sake, se inclino esta vez sobre la mesa y repitió la operación con otra gamba, picado, esta vez si lo hizo bien, miró el reloj de la pared, 3,04 minutos, su ceño se frunció. Había vuelto a perder y sus dientes se apretaron, dejando los palillos a un lados sirvió el también sake en su vaso, tomándose dos copas seguidas. No era demasiado buen perdedor, aunque ya debería estar acostumbrado- Desafortunado en el juego y desafortunado en el amor... ¿eso es posible?-preguntó con cierta amarga ironía y una sonrisa de lado derrotada. Aún así no se rendiría. Alguna día le daría la vuelta a aquello, algún día él seria el mejor en todo. En cuanto su compuesto estuviera terminado, no volvería a tener rival.

Dominique:

-No tienes que disculparte..-Bueno si tenia, tenia que disculparse por hacerle fantasear con su cuerpo, si no fuera tan firme en sus decisiones como la que había tomado de no permitir acercarse al otro, le estaría siendo muchísimo mas difícil de lo que ya le resultaba no arrojarse a sus brazos.., por supuesto no como un cualquiera si no como lo que era, un eterno enamorado que ardía en deseo por él llevado por el fuego de su amor..Hasta sus pensamientos seguían ese hilo poético..Tras dejar de temblar por el sabor seco del sake le vio coger otra gamba y esta vez acertar, pero en mayor tiempo de lo logrado por Vlad y noto su fastidio, como apretó los dientes y en vez de una copa, se tomo dos chupitos de sake.- Creo que exageras..Acaso olvidaste ya a todas esas niñas monas?..Si no triunfas es por que no quieres..-Dijo llevándose una de esas verduras rebozadas a la boca, comiéndola en dos mordisquitos. Por dentro estaba claro de que se alegraba de que estuviera solo..Era terriblemente egoísta y aunque no estuviera con él jamás tomaría bien que estuviera con nadie mas..Ni hombre ni mujer..Nadie..Solo debía pensar en él, no quería ser su caballero?..Pues bien que se limitara a eso- Además..Acaso los caballeros no sacrifican su vida sentimental?..-Dijo comiendo el segundo bocadito, mirándole de reojo.

Thierry:

Miró de soslayo a Dominique cuando le dijo que exageraba, que si no estaba con nadie era porque no quería. Si él supiera... si tan solo imaginara cómo se sentía estando con una chica preciosa entre las piernas, viéndola hacerle lo que no debería permitirle y que su extensión no se alzara. Es decir, las sentía, los roces eran buenos, pero... faltaba algo, no sabia que, siempre pensó que su alma de caballero le impedía disfrutar de que una dama hiciera algo como eso, pero... no era entupido, sabia en que tiempo estaban, sabia que ya nadie se reservaba para el matrimonio, que el sexo esporádico y sin sentimientos de por medio, solo atracción física era lo que se llevaba, y así se había ido a la cama con varias chicas, pero al final nada de nada. Y hubiera sido feliz de que le gritasen y pusieran en duda su hombría, pero es que encima ellas pensaban que solo les hacia oral por que las respetaba. En fin, ya no servia de nada darle vueltas a eso, cada vez tenia más claro por qué nunca pudo ponerse duro con una chica- Solo los consagrados a una orden religiosa, Dominique- le recordó tomando otra copa de sake y luego comenzando a comer con mas seguridad con los palillos, shushi, maki y tempura sobre todo.- Yo sirvo a una princesa, eso no me impide casarme- respondió con tranquilidad y hablando siempre de forma figurada, con casarse venia a referirse a que esperaba algún día dar con esa persona que fuera para el, aunque por supuesto, jamás dejaría de servir a su princesa, esa persona debería comprender eso.

Dominique:

Cuando dijo que solo servia a una princesa y eso no le impedía casarse, estuvo tentado de preguntarle que haría si acaso la princesa se lo impedía, si cumpliría ese mandato quedándose solo por el resto de sus días..Deseaba saber si todo ese sacrificio, todo eso que estaba dispuesto a hacer por él podía incluir el condenarse a una vida de soledad si él le impedía estar con nadie aunque él si disfrutara de la compañía y atención de otra persona aunque no fuera la persona amada.-Mmm.....Eso ya lo se Thierry. -respondió simplemente a su observación, quizá debería pensar en otorgarse el rango de divinidad para que lo considerara de esa forma..Sacudió la cabeza..Que estaba pensando?..No tenia ningún derecho a condenarlo a nada así..Aunque lo deseaba..Deseaba que solo pensara en él...pero claro, no lo haría como habia hecho él todos esos años, así que al final su castigo no serviría de nada por que jamás rozaría ni un poco el sufrimiento que él había vivido. No podía castigarle a la soledad y a contemplar como se entregaba a otro..Comió un poco mas, pero no mucho, nunca cenaba fuerte que pesaran a su estomago y luego le dificultaran el sueño. Por lo que con algunas gambas más, un poco de tempura y un bol de arroz se vio saciado ya. Al final de todo otro chupito de sake..Estaba seguro que se marearía nada mas levantarse..

Thierry:

Ajeno a los pensamientos del rubio fue afortunado cuando Dominique desistió de implantarle aquel castigo. Porque si se lo hubiera pedido, Thierry le hubiera jurado devoción eterna, tal eran sus deseos de recuperar su amistad, además no era tan difícil cuando había desistido hacia años del contacto físico, recién ahora comenzaban a despertar sus pasiones, aunque no se le ocurría pensar que era por el rubio, solo pensaba que su amigo le había abierto los ojos a su verdadera sexualidad, ni imaginaba que llevaba toda su vida enamorado de él y que su cuerpo si que sabia que Dominique era un chico, recordaba su sensación cuando dormía sobre el cerca del lago, puede que un niño no tuviera malos pensamientos pero su cuerpo sabia bien que lo que descansaba contra su cadera era la anatomía de un chico. Termino de cenar en cuanto vio que Dominique llevaba varios minutos sin tomar nada más, dejando los palillos sobre la mesa. La verdad es que Vlad no tenía por que saber que había tardado mas que el en aprender, no creía que fuera un dato que Dominique tuviera que comentarle cuando hablaran sobre el día- Bueno, será mejor irse a dormir, el primer ferry sale a las 9 así que deberemos estar en pie a las 8- dijo levantándose y arreglándose aquella prenda que se abría por todos lados.

Dominique:

-Concuerdo con ello...-Dijo en voz baja sin mirarle cuando se levanto, dejándole arreglarse la prenda antes de alzarse él apoyando una mano en la mesa. Su yukata también se movió desplazándose un tanto hacia su hombro de forma que dio una imagen muy sensual de esa suave curvatura y su nívea piel, quiso ir a arreglarlo pero tal y como había pensado los dos chupitos de sake actuaron en su contra y se mareo perdiendo un tanto el equilibrio en cuanto se enderezo por completo.

Thierry:

estaba acomodándose el cinturón de aquella prenda mientras sus ojos captaban el movimiento de la princesa al levantarse y no pudo evitar que se deslizaran junto a la prenda captando mas de esa piel perfecta, sobre esa zona que cualquier hombre debería desear posar sus labios cuando vio que Dominique se iba al suelo y como siempre su cuerpo actúo rápido a atraparlo, rodeando su cintura con un brazo y tomándolo de la nuca con su mano, acariciándosela despacio al mirarlo a los ojos entornados que demostraban su mareo-...eyy...- dijo con suavidad deslizando aquella mano por su piel desnuda para atrapar la prenda y cubrirlo, su suavidad, su aroma, ese cuerpo contra el suyo... todo le estaba llamando poderosamente la atención, y no quería perderse y estropear aun mas su relación-... parece que en algo voy a vencerte- susurro divertido acariciándole el rostro aun así- ... parece que aguanto mucho mejor el alcohol.-

Dominique:

No tenia que haber tomado una bebida tan fuerte como era el sake y menos así tan rápido d un golpe los vasitos..Tenia que haberse limitado a dar pequeños sorbos, el nunca bebía nada mas fuerte de los vinos de aguja o champán en todo caso. No cayó al suelo una vez mas Thierry le atrapo, rodeando su cintura, dejando una mano en su nuca, pegándolo a su cuerpo..A ese fuerte cuerpo que se podía sentir bajo la fina tela. Una especie de suspiro escapo de sus labios mirándole con esos ojos entornados por el mareo..Tan cerca de él..-Ya..Ya pasa..-El suspiro podía pasar perfectamente por su indisposición, pero el moreno vino a complicar mas cuando la mano de su nuca se deslizo por su piel, por su hombro hasta atrapar la tela de su yukata...desvío la vista y su piel se erizo por completo, una cosa eran los roces sobre la ropa de todo el día..Pero eso había sido una caricia directa en su piel con su mano, calida..Un tanto rasposa incluso quizá de manipular tanta sustancias química..Pero no le restaba para nada sensualidad. Le miro a los ojos una vez más..-Ah..Quizá ahí si tenga el aguante..De una mujer..-Poso las manos en su torso y le hizo hacia atrás con suavidad, tierra..Tierra llamando a Dominique..- ya me siento mejor..Fue un pequeño mareo..No hace falta...que..-Bueno, que siguiera sosteniéndole así.
avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Invitado el Sáb Abr 30, 2011 12:36 pm

Thierry

El tacto de su piel era como el de la seda más fina y se quedó rodando en sus dedos. Tuvo de nuevo esa pulsión en su interior, la de inclinarse y besar ese hombro, y ascender sus labios por su cuello hasta su oído y de ahí poseer sus labios entreabiertos. Nunca había sentido un deseo tan claro y agradeció que Dominique lo pusiera en su lugar apartándolo, sus brazos se deslizaron por su ropa aun extendidos pues no estaba muy seguro de si podría sostenerse solo.

- Será mejor que te acompañe hasta tu habitación, de todas formas están puerta con puerta, iré a la miá desde la tuya- aseguró con determinación, no dejando que rompiera el contacto del todo, sosteniéndolo de esa mano de estilizados dedos, no solo su aguante era el de una mujer, su piel, sus cabellos, sus manos... Dominique era la mujer mas hermosa que había visto nunca, y por supuesto... el hombre- Vamos...- volvió a rodearle la cintura con su brazo y le acompañó, no le importaba si protestaba, no se sentiría tranquilo hasta dejarlo en su habitación, así cualquiera podría aprovecharse de él... cualquiera. Sus ojos se desviaron nuevamente a su cuello descubierto y sacudió la cabeza mirando hacia el frente, alejando esos pensamiento, nunca haría algo así, a nadie, mucho menos a él- Ya estamos- dijo agradecido, quería darse ese baño a solas ya, quería pensar sin la presencia de Dominique llenando sus sentidos.


Dominique

Que estaba del todo bien era un poco mentira, esa fuerte bebida había hecho que la cabeza le diera vueltas y aun no pasaba esa sensación, tomo nota de no beber alcohol tan fuerte y tan deprisa nunca más, no era bueno para él. Cuando apartó al menor de su cuerpo se sintió ligeramente mas aliviado de no estar en pleno contacto, por ya había perdido cuantas veces hoy en ese día, con su cuerpo, sin embargo Thierry se negó a soltarle por completo, como siempre preocupado porque pudiera hacerse algo.

- No hace falta..no..- Pero en esos momentos eran los que las protestas de nada le valían, lo sabia bien, una vez de pequeños también se mareo, bastante, por montar en una atracción de feria en las fiestas.. bajó decidido a mantenerse firme pero casi cayó al suelo de no ser por Titi que le sujetó aún cuando entonces él era el más alto por los dos años de diferencia. El rubio como siempre había querido ir por su cuenta pero nada logro hacerle cambiar de opinión y lo llevó si o si hasta una banca para darle aire después con un abanico que pidió a una amable señora alegando que su princesa estaba mal y necesitaba un poco de aire para recuperarse.. Pues ahora seria casi igual supuso, no le soltaría hasta llegar a su habitación, pues ya le había tomado de la cintura y acabo cediendo, recargándose un tanto en su cuerpo, a un lado, con delicadeza. Respiró hondo y camino con él- No tenias por qué.. eres terco..-Dio firme aunque suave mientras saco la llave de su cuarto para abrir la puerta.


Thierry

- Si, en eso no he cambiado en absoluto, cuando decido algo, lo llevo hasta el final- aseguró esperando a que abriera la puerta y lo acompañó al interior dejándolo en el futón ya a salvo.

Caminó a la pequeña neverita y saco un botellín de agua, volviendo y arrodillándose frente a Dominique le puso la botella fría en el cuello, intentando no mirar dentro de su yukata.

- Toma un poco de agua y descansa, te despertaré por la mañana para que puedas asearte y prepararte con tiempo- le dijo con suavidad- Buenas noches- se despidió regresando a su habitación.

Si Dominique se encontraba mal, seguramente no iría a las termas así que aprovecharía para ir a solas, y meditar un poco, realmente lo necesitaba, su cuerpo reaccionaba de formas que jamas había sentido y necesitaba aclararse, hacer recopilación de los datos del día, quizás ir planeando el ritmo de sus experimentos.


Dominique

Se dejo llevar hasta el futón y se sentó sobre él viendo al menor ir hasta la neverita y traerle una botella fría que posó sobre su cuello, se estremeció, estaba helada y su piel se erizo endureciéndose sus pezones bajo la tela por causa del frío, se marcaron de lo fina que era un tanto, aparte que de nuevo se movió y se separó algo de su cuerpo dejando una leve visión de su torso si es que se atrevia a mirar.

Tomó la botella y la alejó de su piel, le había sentado bien ese golpe de frío- Esta bien..buenas noches..- Dió un trago al agua y se tumbó, su visita a las termas se iba a retrasar un poco, pensó una vez el menor salió de su habitación, al menos hasta que pasara su mareo. Eso tardó en suceder cerca de una media hora, al otro lado no se escuchaba nada así que dio por sentado que Thierry dormía plácidamente. Se levantó y tomó la toalla para cuando saliera del agua, era tarde y la verdad no creía que fuera a encontrar a nadie más, el hotel estaba vacío y los pocos que estaban seguro dormían. El tiempo allí tumbado también le había venido bien para calmarse un tanto, pero la verdad deseaba relajarse más en silencio, en blanco, dentro de esas cálidas aguas, asi que salió en silencio de su habitación y del hotel y caminó hacia las termas.

Hacía un poco de frío para ir así pero en cuanto estuviera cerca del agua, con el vapor que desprendia pasaría. Cuando llego no le pareció ver a nadie por allí, cerró los ojos y aspiró la calma mientras soltaba despacio el cinturón de su yukata, este cayo al suelo y la tela se descruzo abriéndose.

Llevo sus manos a los hombros y las paso por abajo haciendo que la tela resbalara y cayera por su cuerpo hasta quedar arrugada a sus pies.. estaba desnudo pues ya había pensado ir a las termas nada mas acabar la cena.. solo había sufrido un pequeño contratiempo y avanzó hacia el agua. Los rayos plateados de la luna bañaban su nívea piel, todo su cuerpo expuesto.


Thierry

Llevaba 15 minutos en la terma, pues había salido apenas dejó a Dominique en su cuarto, como era habitual en él, no dejó sus cosas ordenadas donde dejaría claro que había alguien para cualquiera que entrara, se sacó las cosas cerca de la piscina de piedra y agua caliente natural, y las dejó tiradas a un lado, imposibles de ver por quien entrara y se metió desnudo en el agua, sintiendo como relajaba sus músculos, suspirando y sentándose de cara a la puerta, con los ojos cerrados y la cabeza echada hacia atrás. El vapor no era tan espeso, como para no ver si alguien entraba, pero justo cuando Dominique lo hacía él se había zambullido bajo las aguas pues nuevamente sus pensamientos habían viajado hacia donde no debían y cuando salió y abrió los ojos pensó que se había vuelto loco. Dominique estaba allí, a pocos metros y su yukata se deslizo sensualmente por su cuerpo dejándolo completamente expuesto frente a el, ni Afrodita saliendo de las aguas le habría parecido mas hermosa y su sexo pulso, pulso de forma intensa y comenzó a crecer, no siendo consciente de su erección hasta que se movió hacia la piscina y fue consciente que no era una fantasía, era su Princesa desnuda frente a él

- Dios mio...- jadeó moviéndose hacia un costado y tomando el cubito con la toalla lo metió en la piscina. Se había empalmado mirando el divino cuerpo masculino de su Princesa, viendo sus formas rectas, sus pectorales planos, su sexo dormido y de corto y escaso vello dorado. Se sentía sucio, un autentico pervertido. Mancillar así su devoción por el, pero.. Dios, estaba durisimo por primera vez en su vida.


Dominique

El rubio estaba tan en sus cosas que ni cuenta se dio que en aquella terma ya había alguien.. y no cualquier alguien, Thierry para ser más exactos.

Caminó hasta el borde y metió uno de sus pies al agua, luego el otro, la profundidad era la adecuada para que al sentarse cubriera todo el cuerpo hasta la mitad del pecho si te sentabas bien, así que se agachó para sentarse y acomodarse, todavía completamente ignorante a esa presencia, el vapor no era denso, pero como de verdad se creía solo al no haber visto a nadie a su entrada, su mente no le dejo darse cuenta de que no era así. En cuanto sintió ese agua cubrir su pecho gimió suave, un gemido de estos de estar en la gloria, pero no escandaloso y cerró los ojos apoyando la cabeza en la piedra, extendió sus brazos a ambos lados y respiró hondo, haciendo salir un tanto su torso del agua, dejándola justo bajo sus pezones, erectos por la sensaciones y el tacto del agua en su cuerpo, pero solo brevemente pues al expulsar el aire volvió a quedar tapado hasta los hombros.. se estaba muy bien ahí, creyó oír que el agua se removía, pero no presto atención.


Thierry

Estaba bloqueado, como la primera vez que se empalmó siendo solo un niño, recién levantado, una acción natural de su cuerpo que no tenia nada que ver con pensamientos eróticos, solo la biología diciendo, ya eres un hombre. No se atrevía a moverse, por miedo a que cualquier acción le diera ese placer que durante tanto años le había costado tanto conseguir, apenas si podía sentir algo cuando algunas mañana se levantaba "animado" como cualquier hombre, pues en cuanto su mano trataba de darse alivio y su mente imaginaba cualquier actriz que pudiera considerar para su estimulación, aquello se bajaba o le costaba muchísimo llegar, teniendo siempre que evocar escenas eróticas de ellas en las películas o más bien... cuando acosaban a algún jovencito virgen e inexperto, esas típicas escenas de lobas devora hombres sin ser consciente que lo que le excitaba de esas escenas... era el jovencito al que esas manos acariciaban el paquete, pues no le iban los sementales que las tomaban.

Sabia que debía hablar y avisar a Dominique que estaba allí, seguramente se sentiría incómodo porque lo viera desnudo, pero tenía miedo que descubriera que estaba erecto por mirarlo ¿Cómo se lo explicaría? ¿Cómo le explicaría que no controlaba aquello, que no podía hacer que bajara, que le dolía y deseaba aliviarse, aprovecharlo y sentir, aunque solo fuera una vez, eso de lo que todo el mundo hablaba, el placer?

- " Por Dios, por Dios que no se de cuenta"- suplicó hundiéndose hasta las nariz, sin poder apartar los ojos de él, sintiendo un estremecimiento cuando gimió y su cuerpo floto en el agua, su mano cubrió su sexo y lo apretó, la intensidad de la sensación le hizo entornar los ojos y enseguida retiro esa mano. No podía, no podía masturbarse mirando a su amigo, ni siquiera estaba bien masturbarse pensando en el- ...D... Dominique...- lo llamó tras meter la toalla en el agua y cubrirse la cintura con ella, esperando que ocultara su problema, dejando el cubito flotando por ahí, para que tapara el resto.


Dominique

Pequeños suspiros siguieron a intervalos según disfrutaba de la calma y del calor de ese agua beneficiosa, sentía que todas las tensiones del día se iban, el metro, el teleférico.. la cena.. todo se iba alejando, dejándolo respirar, ademas él no estaba allí así que más puntos a favor. Mañana regresarian y tomarían un taxi para volver a la academia y ya harían el trabajo pasando a escrito su experiencia y sus conclusiones, listo para entregar esa misma tarde seguro.. él no comentaria nada con el ruso y así evitaría también una nueva pelea de gallos.

Y pensaba todo esto cuando escucho su nombre.. y la voz de Thierry pronunciándolo. Abrió los ojos despacio, esperando encontrarlo fuera de la piscina.. pero no.. así que se sentó bien y acabo viéndolo al otro lado de la terma.

- ¿Thierry?....- ¿estaba ya allí cuando llego él?.. porque de ser así le había visto completamente desnudo.., eso le tensó un tanto aunque ya no había forma de remediarlo.. y lo malo es que seguía desnudo y la toalla y su yukata estaba lejos.. por lo que para salir.. no por favor..no mas tensiones.. esperaría a que él se fuera y listo.


Thierry

Lo vió reaccionar despacio, en ese momento parecía que cualquier cosa que hiciera tenia un tinte sensual que no hacia más que mantener mas duro su miembro, cuando le descubrió por fin, pareció tensarse aunque no montó un escándalo como esperaba, ni le arrojó cosas, ni se sonrojó, supuso que eso solo lo haría una chica

- ¿Te sientes mejor? Pensé que dormías...- trato de sonar normal, cruzando una pierna sobre la otra bajo el agua para esconder su erección, obviamente no saldría hasta que Dominique se fuera, ya que aquello parecía no tener pinta de bajarse sin ayuda. Ese roce lo estremeció un poco, pero lo disimulo con una tos.


Dominique

Desvió la mirada hacia un lado, algo nervioso por el mero hecho de haberse desnudado delante de él y retiró un mechón de cabello tras su oreja, de esos que estaban fuera del recogido.

- Si..ya me siento mejor, pero no quería irme sin probar las aguas termales.. y veo que tu tampoco..- Alegó mirándolo de nuevo, sin darse cuenta de nada de lo que pasaba al menor y agradeciendo que no se acercara y se quedara allí.


Thierry

- Me alegro...- comentó sacando los brazos del agua y echándose el cabello húmedo hacia atrás pues después de salir del agua se había quedado idiotizado por Dominique y lo tenia un tanto revuelto sobre el rostro-. Así es, he oído hablar mucho de estos sitios, hubiera sido una pena irse de aquí sin probarlos- siguió aquella conversación, esperando a que el tiempo pasara, aunque si lo pensaba con frialdad, Dominique acababa de llegar, lo normal era que saliera el primero pero... ¡¿Cómo?!¡¿Cómo salia de allí sin que el otro notara su erección?!- y la verdad es que merecen la fama, se esta... muy bien aquí...- sobre todo si una preciosidad como su Princesa se te desnudaba delante- "¡Por Dios!!!¡deja de pensar en eso!!!"

Dominique

El ruido del agua cuando el otro saco los brazos de ella le hizo mirar de nuevo y ver como se echaba el cabello hacia atrás, como lo llevaba siempre peinado, hasta el momento caía rebelde sobre su cara.. dándole un aspecto... muy atractivo.. demasiado..

- Entonces pensamos lo mismo por lo que veo.. por que yo también pensé que tu dormías..- Ambos habían buscado la soledad de las termas y se habían encontrado de nuevo-. Si.. se esta muy bien.. ¿sucede algo?..-Acabó preguntando pues le notaba extraño.. bastante la verdad, había algo que le escamaba, tal vez un sexto sentido.


Thierry

- ¿Suceder?¡No!¿Por... por qué piensas tal cosa?- respondió tensándose lo que solo añadió mas presión a su erección, Dios, iba a morir, si Dominique se daba cuenta de aquello se moriría, no había forma humana de resarcir aquella falta, pensaría que era un pervertido, o peor que había ido allí a masturbarse pensando en vete tú a saber qué, podría hasta pedir ser cambiado de cuarto, no querría volver a verlo... eso era lo que pensaba en esos momentos, su mente trabajaba a marchas forzadas intentando encontrar una salida, una forma de regresar a su habitación sin que Dominique pudiera ver aquello, pero el rubio estaba justo en la salida, si se acercaba hacia él y se levantaba se daría cuenta, aun usando el cubito para cubrirse, no pensaba que aquello... pudiera llegar a crecer tanto.

Dominique

Pestañeó varias veces cuando respondió de aquella forma, se podía palpar la tensión en sus palabras por doquier, estrechó la mirada estudiándolo de forma disimulada.. ¿qué le ocultaba?..

- Entonces.. ¿Por qué te tensas?..- Miro alrededor- ¿Habia una chica contigo?..-Fue lo primero que se le vino a la cabeza.. que quizá.. aunque le parecía extraño, hubiera llegado en un mal momento y de ahí que no se hubiera dado cuenta-. Si es así..perdoname.. si hice que te deje a medias..-Se removió un poco buscando indicios de esa fémina.. si esa teoría era cierta se quedaría con su cara.


Thierry

-...- se quedó de piedra cuando le hizo esa pregunta y se sonrojó, no sabia que contestarle, como en el metro se sintió tremendamente mal por sentir ese tipo de cosas por él, por su causa, pero se desconcertó cuando su mirada en lugar de ir hacia abajo fue alrededor ¿que buscaba? No tardo en averiguarlo cuando hizo esa nueva pregunta y luego se disculpó si lo había dejado a medias, le daba una salida bastante honrosa a su asunto, pero no se atrevía a mentirle, sin embargo no desmentirlo no era mentir directamente ¿no?- N-no es lo que piensas...- dijo un poco vagamente-... fue..un accidente...

Dominique

- ¿Un accidente?..- Dijo volviendo su vista al menor..esperando ver que respondía pues y si lograba saber por qué estaba tan nervioso en esos momentos. Metió los brazos en el agua y se hundió un poco mas en esta suspirando al sentir el calor llegar hasta su cuello. Distraído asomó una pierna y dejo resbalar el agua antes de volver a hundirla y mirarle una vez mas.. ¿Lo había hecho aposta?..ni él lo sabia.

Thierry

- Ahora mismo no puedo hablar de ello...- respondió y cuando lo vió hacer ese gesto provocándole una nueva pulsión no aguantó más, nadó hacia él y tomo el cubito colocándolo en su entre pierna para salir de allí mientras aun cabía la posibilidad de que siguiera creyendo que aquello era por otra persona- ...Buenas noches- se apresuró a despedirse yéndose empapado hasta su habitación, con la toalla cubriendo lo justo de él.

Dominique

- ¿Ah?¿..qué no puedes...?- Esa respuesta o bien venia a significar que había alguien más por allí o que estaba aún muy alterado por lo que hubiera pasado y no se viera capaz de contarle nada. Le vio acercarse nadando y coger el cubito para que al salir del agua colocarlo en su... desvió la mirada rápido, había visto como esa toalla.. bueno.. como bajo esa toalla.. se le había levantado a Thierry.. esa vez si se sonrojo, pues aunque apenas vio mucho y nada revelador en si, apreció que precisamente.. no la tenía pequeña....- Bon nuit..- Le salió en su idioma natal, dejandole ir.. de los nervios que le dio ni se fijo en el resto de su cuerpo mojado.

Thierry

Se encerró bastante alterado en su habitación, no apoyándose en la puerta pues era de esas correderas y si bien no era de papel no estaba muy seguro de si aguantaría su peso, respiraba agitado y se llevo una mano a los ojos para intentar controlar sus emociones, rezando a todo lo conocido porque Dominique no pensara mal de él, porque dejara pasar aquello. Dejo caer el cubito al suelo y miro hacia abajo, aquello dolía bastante, lo primero era tranquilizarse y arreglar aquello...

- Que sea rápido esta vez, por favor...- susurró andando hacia el futón pero vio sobre la tele una pequeña revista ¿un poco de ayuda?... Estaba seguro que si se tocaba pensando en una chica aquello no bajaría del todo y la masturbación seria frustrante, como siempre que lo hacía en la ducha, así que se desvió y tomo aquella revista, colocándose sobre la pared que daba al cuarto de Dominique inconscientemente, sentándose se abrió la toalla mirando lo que tenia entre las piernas. Nunca la había visto así y si de verdad era gay... le iba a dar un poco de miedo meterle aquello a quien acabara por llevarse a la cama-...Necesito ayuda... no hay otra... necesito mucha ayuda...- jadeó pensando en sus próximos experimentos, pero ahora, solo tenia aquella revista y su mano, así que no le dolería a nadie. Paso páginas rápido mirando chicos, buscando alguna ayuda visual, pero los que eran cachas y con buen cuerpo, como él, no le atraían en absoluto- ... a lo mejor... no lo soy...- empezó a frustrarse mientras no veía nada que le llamara la atención, su mano, acariciaba su sexo, sintiéndolo caliente y húmedo de la terma, lo que mantenía sus jadeos activos y entonces lo encontró, un reportaje sensacionalista, un chico muy hermoso pillado en la cama con otro, y... la imagen era bastante reveladora. Su sexo pulso al ver ese sexo juvenil expuesto-¿...Esto?- preguntó en un gemido, mirando aquellos cabellos rubios y ese aura angelical contrastar con la desnudez de ese pequeño miembro alzado- mmh...- gimió levemente al mover su mano, sí, era eso, era ese tipo de chicos el que le gustaban, frágiles, necesitados de un hombre fuerte como él para protegerlo - ...Aah... por dios...

Dominique

Se quedó solo en la terma o acompañado por alguna chica que no deseaba salir de donde estuviera por que la habian pillado guarreando.. se lo tendría merecido por puta.. al menos eso pensaba él, por qué en aquel momento no pensó relacionar ese sexo empalmado con la visión de su cuerpo desnudo al entrar en la terma.

No se estuvo mucho rato mas allí, ya se había relajado, así que aprovechando que Thierry no estaba ya salio del agua, recogió su yukata y busco la toalla para secar su cuerpo antes de volver a vestirse para regresar a su habitación. Una vez en ella se tumbó en la cama, con la luz apagada y su mente le trajo de nuevo la visión de ese sexo endurecido, firme.. de ahi al pensamiento de sentirlo dentro como había fantaseado todos los años en los que aún odiandolo lo evocaba en sus sueños.. lo que sentia por él era un claro caso de amor/odio.. se mordió el labio suspirando de forma suave su nombre. Todo su cuerpo estaba estremecido de recordar ahora de nuevo el momento en que lo habia tenido encima en el teleférico.. sumado a esa ultima visión creo una ilusión casi palpable, estiro los brazos por encima de su cabeza y movió su cuerpo un tanto como si se acariciara con ese cuerpo objeto de su deseo, la tela del yukata se abrió dejando una de sus piernas al descubierto, la cual estaba por alzar, haciendo que esa tela resbalara mas- Thierry..- Ahora no podía odiarle, no quería hacerlo pues deseaba dejar volar su mente, estaba incluso sintiendo sus labios en su cuello, bajar.. su mente siempre había sido poderosa, cualquier ilusión la podía tornar en lo mas real con solo cerrar los ojos.


Thierry

Mantuvo los ojos entornados pero abiertos para no dejar su mente volar demasiado aún, solo paseándolo por la imagen quedándose con cada detalle que hacia que su sexo pulsara, mientras su mano subía y bajaba despacio por él. Había dicho que quería que aquello fuera rápido pero cuando esos roces empezaron a enviar esas sensaciones tan sumamente placenteras al resto de su cuerpo su ritmo había descendido, quería disfrutarlo un poco, necesitaba disfrutarlo, llevaba demasiados años frustrado buscando un poco de eso que todo el mundo decía que era tan bueno

-... Lo es...- gimió muy quedo en un jadeo echando la cabeza hacía atrás, apretándosela un poco como si estuviera en una estrechez, a un chico se le hacía por el culo ¿no?... Intentó imaginar como seria metersela a ese muchachito de la imagen, como sería moverse sobre él, oír gemidos escapar de su voz, y cerró los ojos un instante, juraría que hasta lo oyó pronunciar su nombre- Aah...- jadeó cerrando los ojos por completo, su cuerpo evocó esos movimientos sobre Dominique en el teleférico, cuando él se alzó sobre él y luego la cabina se movió hacia atrás y luego hacia delante de nuevo- ... un poco mas... si..- suspiró moviendo su mano más rápido en su durísimo sexo.



Dominique

Si,muy real todo, se había quedado perfectamente con el recuerdo de su peso sobre él, se sentía distinto a Vlad, completamente distinto, aunque estaba seguro que vendrían a pesar lo mismo, eran de talla muy similar, aunque había podido ver las sutiles diferencias entre cada uno de sus cuerpo quizá, el ruso era un tanto más ancho de espaldas, pero Thierry seguía siendo muy imponente ..y sus músculos estaban finamente esculpidos, cincelados, una mano al aire los dibujo, los recordaba perfectamente de tan solo haberle visto ese momento al salir del agua ..oh..- hasta podia oírlo jadear por el tacto delicado de su mano. Su sexo respondió a su estimulo mental, se movió alzándose bajo la tela.. hacía mucho que no se había tocado en solitario.. eso no estaba bien.. no pensando en el menor, pero tampoco estaba bien hacerlo con Vlad pensando en esa misma persona que ahora ocupaba sus fantasías.

Bajó una mano por su cuerpo imaginando que era la del moreno, sin tomar en cuenta lo delicada que era esta, bajo hasta su sexo, el cual empezó a acariciar, despacio, lento como le gustaría que lo hiciera el otro, ladeo la cabeza y llevo su otra mano a soltar su cabello dejándolo esparcido por esa almohada, no tardo mucho en jadear de forma suave, no deseaba.. despertar al real, dormía al lado

- Mi amor..- Suspiró y jadeó de nuevo apretando algo más su sexo, yendo algo más rápido pues ya se había endurecido del todo.. su entrada incluso palpito pues esperaba algo más.


Thierry

- mmh...mmh...- suspiros y quedos jadeos escapaban de sus labios entreabiertos conforme aceleraba el ritmo de su manos sobre su erección, colocando el pulgar hacia arriba apretaba un poco para rozar bien su punta que notaba humedecida y no de agua sino de algo mas resbaloso, sus caderas se movieron un tanto, ansiando embestir la fantasía, su otra mano solo se retorcía la toalla, no estaba muy habituado a masturbarse fuera de la ducha, donde dejaba su mano en los azulejos así que no sabía muy bien donde poner las manos a parte de ahí

- ...uff- un intento de estremecimiento lo recorrió acercándolo al orgasmo y se inclinó hacía delante recogiendo un poco las piernas- ...si...si... vamos... vamos... un poco... un poco más...* musitaba entregado a esa sensación, sintiendo el aroma de una cabellera rubia al moverse contra su rostro suave y perfumada, camomila y manzanilla, así debía oler el chico... y su piel ser suave como la seda... con manos elegantes y diestras pero delicadas y una voz firme y segura, pero suave al oído-... Dominique..- ese nombre escapó ahogado de sus labios al correrse y en seguida se tapo la boca y abrió los ojos sintiendo esa sustancia espesa en su mano la cual miro espantado- "No... no... "- renegó ronco en los jadeos, ¿Cómo se había atrevido?¿Cómo se había atrevido a mancillar su nombre mientras se daba placer...?


Dominique

Se negaba a venirse pronto, no, debía sentir aún mas su contacto, ese que estaba imaginando en todo momento, ahora le suspiraba al oído, suave, cálido, llevado por sus emociones, delineó mentalmente su espalda hasta donde esta perdía el nombre, no había visto su trasero pero estaba seguro que seria firme, un buen lugar donde sujetarse a la par que fuera embestido por sus caderas de forma suave pero intensa. Besos, caricias, palabras de amor recitadas a media luz. Cada vez visualizaba más aquella escena, olvidando que estaba solo en esa habitación, en la semipenunbra pues no había bajado del todo la persiana, pero los esteros estaban echados. Se llevó un dedo a la boca escuchando a Thierry pedirle que lo humedeciera, perdido en su fantasía lo hizo y lo llevó a acariciar su entrada, sin dejar de bombear su sexo que se humedecía por momentos. Adentro ese dedo gimiendo suave, arqueándose y dejándose caer contra el futon.. estaba acalorado, lo movió, empezó a moverlo, dentro, fuera.. gimiendo más seguido.. de nuevo le oyó hablar.. era tan real... tan real que incluso llego a oír en su cabeza como
el menor llegaba al orgasmo... eso fue lo máximo.. abrió los ojos y se detuvo.. como estaba.. su sexo deseaba descargarse, pero él llevo sus manos a la cabeza y casi podría decirse que se tiro de sus rubios cabellos.

Le había oído incluso decir su nombre.. eso ya iba demasiado lejos, no, no podía terminar aquella fantasía, no podía en absoluto. Se levantó del futón y empezó a pasear nervioso, su sexo erguido ahora dolía, se alteró mucho, tenia que sacarse al menor de una vez de su mente, no podía dejar que gobernara así sus fantasías. Comenzó a respirar agitado al borde de una rabieta casi infantil, enojado consigo mismo por haberse permitido dejar volar su mente así con algo que tenia vedado.

- No..no..sal de mi cabeza..sal de mi corazón..- Se giró de golpe y acabó dando un manotazo a una figurita que cayo al suelo rompiéndose y entonces se dejo caer él de rodillas.. igual de roto.. divido consigo mismo... atrapado de nuevo donde no quería. Se cubrió el rostro y se encogió maldiciéndose..maldiciendo el día entero, maldiciendo el tenerle como compañero, todo era su culpa por no limitarse a soportar su frialdad y dejar las cosas como estaban.. su culpa por acercarse a él.. a ese paso hasta iba a culparle del fallo del motor teleférico.


Thierry

Se tensó al oír algo caer en la otra habitación y romperse, tomando rápidamente la toalla se cubrió y se pegó a la pared intentando oír que pasaba, no podía ser que Dominique estuviera teniendo problemas ¿no? Nadie podía molestarlo en su habitación ¿Le habría oído?

Se levantó agitado y dividido, no sabia si debía ir a ver que ocurría en la otra habitación, se acerco a la puerta, su sexo ya estaba casi normal, pero no así su respiración, intentó oír algo durante unos momentos

- Dominique ¿todo bien?- habló no pudiendo soportar la tensión de que a su Princesa le pasara algo mientras el dudaba si ir o no a revisar que pasaba.


Dominique

Alzo el rostro de sus manos cuando escucho esa voz al otro lado de la puerta.. le había despertado al tirar aquella porcelana... su rostro estaba bañado en lágrimas de la impotencia que sentía al no poder llegar a una decisión satisfactoria para él, al menos no ahora. Tragó y se aprestó a responder, cuanto más tardara, mas posibilidades había de que traspasara la puerta en ese plan caballero al rescate y ahora mismo lo que menos deseaba era verlo.

- Si, vuelve a la cama-. Oh..tenia que haber sido actor..su voz sonó todo lo fría que pudo, sin temblor a pesar de sus lágrimas. Se levantó recuperando el control de si mismo y se puso a recoger los fragmentos rotos, cortándose en ello- Au.. - Se llevó el dedo a la boca y se levanto.. mañana lo haría.. su sexo aun estaba erguido.. algo lógico pues no había culminado aquella masturbación.. ni lo haría por mucho que le doliera.. ya bajaría.. Se metió en el futon y se tapo hasta los ojos.


Thierry

Escuchó su orden fría y se retiró de la puerta escondiendo la mano con la que se había estado tocando pensando involuntariamente en él como si de un acto reflejo se tratara, se sentía culpable y vil, y agradecía no tener que traspasar esa puerta. Dominique tenia razón, no merecía ser su caballero, no merecía protegerlo hasta que pusiera más en orden sus ideas y pudiera mirarlo sin esa mirada sucia que ahora tenia hacia él

- Hai- respondió débilmente, regresando al futón, pero antes recogió aquella revista y la tiró a la basura. No podía buscar un estímulo visual que se pareciera a su Princesa, aquello estaba mal, si le gustaban los chicos, tendría que encontrar a alguien opuesto, que estuviera dentro del esquema pasivo, pues si algo tenia claro es que él no iba a ser la "dama" de nadie, seguro que si lo hacia así, podría mantenerse puro con Dominique, podría ser su caballero como lo había sido siempre, respetándolo como se merecía, con ese pensamiento se acostó y durmió bien la verdad, poder culminar una masturbación lo había relajado.



avatar

Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: *** Salida a la ciudad. Proyecto de clase 1*** (priv.)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.